detenido por abusar de una mujer

Vecinos del barrio del Raval ya habían alertado sobre el acusado de violación

09.02.2020 | 05:48
Pascal, el presunto violador del Raval de Barcelona.

Barcelona - Vecinos del barrio barcelonés del Raval habían alertado 10 días antes del comportamiento de Pascal, el presunto autor de la violación de una mujer de 37 años el pasado jueves junto a las Drassanes de Barcelona, que llegó a ser detenido durante unas horas, por lo que consideran que la agresión se podía haber evitado. El acusado fue denunciado una semana antes por los vecinos al sufrir tres incendios provocados por él. También persiguió a unas jóvenes y cuando llegó la Guardia Urbana se mofó e incluso se masturbó delante de los agentes.

"La persona acusada de violación cometió diversos hechos delictivos en la calle de Robador que tuvieron un potencial peligro para sus vecinos, teniendo conocimiento de ellos diversas autoridades. Seguramente, la violación se hubiera podido evitar. Los vecinos nos sentimos impotentes cuando vemos que no se toman las medidas necesarias y que nosotros no podemos hacer nada", señaló ayer la asociación de vecinos Illa Robador-Picalquers-Roig en Twitter.

La violación se produjo la madrugada del jueves en las Drassanes, junto al Museo Marítimo y muy cerca de la Rambla de Barcelona, donde el hombre sintecho actuó con gran violencia, amputando a la víctima una oreja de un mordisco, seccionándole el labio y rompiéndole un brazo.

En la red social, los vecinos detallaron que, el 12 de abril, el detenido por la agresión sexual, francés de 32 años de origen marroquí, arrancó por la mañana el cableado de una zona verde próxima e increpó a los vecinos y a la Guardia Urbana, para después prender fuego al mecanismo de recogida de residuos de la calle Robador, por lo que se alertó a la Policía y a los bomberos.

La asociación vecinal apunta que los bomberos y la Policía volvieron a intervenir un día después, el 13 de abril, ya que el detenido prendió fuego a los contenedores de la calle Robador, lo que obligó incluso a evacuar a los vecinos debido al humo provocado. "Ante el temor de nuevos incendios o amenazas a vecinos", los ciudadanos hicieron vigilancia, comenta la entidad en el comunicado, acompañado por numerosas fotografías del presunto agresor, al que volvieron a ver este Viernes Santo "ensangrentado". En esa ocasión, los agentes detuvieron al acusado por la violación en Drassanes, según el relato vecinal, aunque estuvo retenido solo unas horas, por lo que ese mismo día volvió a estar en la calle.

El detenido pasará hoy a disposición judicial, según adelantaron ayer los Mossos d'Esquadra. Por su parte, la asociación vecinal pide soluciones para "una zona especialmente descuidada de Barcelona, para garantizar la buena convivencia y la seguridad de los vecinos, ciudadanos y visitantes de Barcelona". - Efe/D.N.

la frase

Iván Rivera "dijimos a la Guardia Urbana que estaba mal de la cabeza, pero no nos hicieron caso"

El presidente de la Asociación de Vecinos del Raval cree de que la violación se podría haber evitado.