Detenido el presunto autor de la agresión sexual denunciada el 7 de julio en Sanfermines

Queda en libertad con una orden de alejamiento de 300 m y con la condición de ir a firmar al juzgado todas las semanas

Durante las fiestas se registró otra denuncia por agresión y 10 por abuso

09.02.2020 | 22:18
Cientos de personas se concentraron el día 14 de julio en la Plaza del Castillo para rechazar las agresiones sexistas.

Queda en libertad con una orden de alejamiento de 300 m y con la condición de ir al juzgado todas las semanas.

pamplona - La Policía Foral ha detenido al presunto autor de la agresión sexual cometida en la madrugada del día 7 de julio durante la celebración de los Sanfermines. En concreto, el cuerpo autonómico arrestó al varón el pasado día 26 de julio, después de que el día anterior fuese identificado por los agentes que estaban llevando a cabo la investigación, según informó ayer la Policía Foral.

Tras una intensa labor de seguimiento por parte de diferentes unidades de la División de Policía Judicial del cuerpo autonómico, el día 25 de julio se logró finalmente localizar al presunto autor de los hechos y, al día siguiente, los agentes procedieron a su detención y posterior puesta a disposición del Juzgado de Instrucción número 3, de guardia el día del arresto. La titular del juzgado decretó su puesta en libertad condicional con la obligación de que acuda una vez por semana a firmar al juzgado, además de dictar una orden de alejamiento de la víctima de 300 metros.

Por otra parte, durante las pasadas fiestas de San Fermín se registró, además de la de la madrugada del día 7, otra denuncia por agresión sexual el día 12 de julio, de la que informó el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, en el balance de las fiestas una vez concluidos los Sanfermines. Además, los datos aportados por el Ayuntamiento recogen la interposición de otras diez denuncias por abusos sexuales.

De todas ellas, cuatro (una por la agresión del día 7 y tres por abusos) fueron interpuestas ante la Policía Foral, cuyos agentes han logrado esclarecer los cuatro casos denunciados y han detenido o investigado a sus presuntos autores. Asimismo, según informó el cuerpo, se han llevado a cabo las actuaciones necesarias de atención a las víctimas de estos delitos, activándose el protocolo establecido para este tipo de casos.

En cuanto a la respuesta de las instituciones, tanto el Ayuntamiento de Pamplona como el Gobierno de Navarra mostraron su rechazo a todo tipo de agresiones machistas y condenaron las ocurridas durante las fiestas, a la par que mostraron su apoyo a las víctimas, sus familias y amistades. El Ejecutivo foral subrayó que "todas las agresiones sexuales están siendo investigadas, no son hechos aislados sino que hay que enmarcarlas en el contexto de la violencia contra las mujeres, como expresión y símbolo más brutal de la desigualdad entre mujeres y hombres en la sociedad".

otra denuncia en tudela Además, durante las fiestas de Santa Ana en Tudela, que tuvieron lugar la semana pasada, también se registró una denuncia por una agresión sexual el día del cohete, según informó la Policía Foral. Tras conocerse la noticia, alrededor de 150 personas se concentraron en la plaza de Los Fueros de la localidad para protestar por los hechos ocurridos que se produjeron en la madrugada del primer día de fiestas. La concentración, organizada de forma popular, contó con la única presencia oficial de varios ediles de Izquierda-Ezkerra y ninguno del equipo de gobierno de Navarra Suma o del PSN.

En la protesta, las personas asistentes recordaron no solo esta agresión, sino también "un caso de violencia de género que se produjo el día del cohete". Por este motivo, recordaron su lucha para "poder salir a la calle sin miedo ni preocupación". - U.Y.

El Post-it

Campañas de sensibilización. En pleno calendario de fiestas de la mayoría de localidades navarras, cabe recordar que el Gobierno de Navarra, en colaboración con los Ayuntamientos, impulsó una campaña contra las agresiones sexistas que llega al 91% de

los municipios, es decir, da cobertura a 575.865 ciudadanos, casi la práctica totalidad de los habitantes de la Comunidad Foral. La campaña se está difundiendo en el contexto de las celebraciones festivas locales para sensibilizar sobre las agresiones sexistas.