Chivite acusa a Esparza de "utilizar" la N-121-A para "intentar desgastar" al Gobierno de Navarra

La presidenta defiende que el 2+1 para esta vía es un planteamiento "realista" y Esparza pide su desdoblamiento

05.03.2020 | 12:57
La presidenta Chivite, este jueves en el Parlamento.

"Si piensa que utilizar el dolor ajeno es una estrategia, usted mismo señor Esparza"

PAMPLONA. La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, ha defendido que convertir la N-121-A en una vía 2+1 es un planteamiento "realista, posible y asumible, una opción testada a nivel internacional" y ha afirmado que "orográficamente y medioambientalmente no hay otra solución".

Así lo ha señalado en el pleno de la Cámara en respuesta a una pregunta del portavoz de Navarra Suma, Javier Esparza, quien, por contra, ha apostado por desdoblar la N-121-A y convertirla en una infraestructura de "gran capacidad", como ha propuesto el Colegio de Ingenieros de Caminos. Además, ha ofrecido "un gran acuerdo en el Parlamento, más allá de las siglas, para dar una solución que sea definitiva" para esta vía.

Por su parte, la presidenta Chivite ha censurado que Esparza plantee ahora una opción que UPN "descartó cuando gobernaba" y ha afirmado que cuando Luis Zarraluqui estaba al frente del Departamento de Fomento, hace dos legislaturas, "apostó por la conversión de la N-121-A en una vía 2+1".

"Fue un Gobierno de UPN el que descartó otras opciones y sigue adelante con esta decisión del 2+1", ha expuesto la jefa del Ejecutivo foral para agregar que, por tanto, su Gobierno "se ratifica en el camino emprendido por UPN y el anterior Gobierno".

Tras señalar que se prevé licitar las obras del primer tramo en verano para iniciar los trabajos a finales de año, Chivite ha defendido que el 2+1 es "un planteamiento realista, posible y asumible", una opción con "respaldo sobre su eficacia", y ha preguntado a Esparza "por qué ahora han cambiado de criterio después de haber apostado políticamente por ese 2+1".

"Nos pide lo que sabe que no se justifica", ha expuesto la presidenta, quien ha enmarcado la propuesta de Navarra Suma en "una estrategia de intentar desgastar" al Gobierno. "Si piensa que utilizar el dolor ajeno es una estrategia para hacerlo, usted mismo", le ha dicho a Esparza.

Además, Chivite ha pedido "responsabilidad tanto en las propuestas como en los tiempos" y ha considerado que "no se entendería ni sería bueno utilizar una cuestión tan delicada" como la N-121-A para "hacer causa contra un Gobierno que está actuando y eso no es cuestionable". "Hay una mesa de trabajo, lleguemos a un consenso desde el rigor técnico, medioambiental y financiero", ha planteado.

Por su parte, el portavoz de Navarra Suma, Javier Esparza, ha considerado que la decisión del 2+1 "no es suficiente" y ha defendido que la opción de desdoblar la carretera planteada por el Colegio de Ingenieros es "realista, solvente y la mejor opción".

Por ello, ha pedido al Gobierno que "la estudie de verdad, con la intención de hacerla posible" y ha planteado "un gran acuerdo en el Parlamento, más allá de las siglas y los partidos, para hacer un gran pacto político que dé una solución que sea definitiva, sólida, solvente y dé respuesta a una demanda social".

"La zona norte de Navarra se merece ese compromiso. Navarra lleva muchos años por la crisis sin acometer reformas o mejoras significativas en la red viaria y ahora toca defender el qué, el cuánto, y buscar la financiación", ha planteado.