Sanidad plantea mascarillas obligatorias en el espacio público

Simón subraya que no es una medida "fácil" e insiste en que la mejor protección "son los dos metros de distancia"

14.05.2020 | 00:46
Varias personas circulan por una calle del centro de Barcelona.

MAdrid – Sanidad está valorando hacer obligatorio el uso de mascarillas más allá del transporte público y aplicar esta orden en todo el espacio público. Se trata de una medida que el ministro Salvador Illa está consultando con las comunidades autónomas para aplicar en las fases de desescalada por la crisis del coronavirus.

En el Consejo Interterritorial de Sanidad del pasado lunes, Illa pidió la opinión a las comunidades para recomendar o imponer a todas las personas llevarla cuando salgan a la calle, según señala a El País. Entre las comunidades más favorables para ampliar la recomendación de las mascarillas están Andalucía, Madrid y Murcia, mientras que Valencia, Extremadura, Cantabria, Aragón y Canarias explican que no han solicitado medidas adicionales a las que ya existen. Las ocho restantes no han respondido, según apunta el mismo medio de comunicación.

En este sentido, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, dijo ayer que "si el Gobierno decide" finalmente obligar a la población a usar mascarillas deberá explicitar "muy bien las excepciones" para que no sean un problema para los que no pueden usarlas.

Así respondió Simón en su rueda de prensa diaria al ser preguntado si el Ejecutivo está barajando la posibilidad de hacer obligatorio el uso de mascarillas en espacios públicos.

"Me van a permitir que no hable en boca del Gobierno, el Gobierno es muy amplio, tiene muchísimos sectores y de hecho hay una ministra portavoz", puntualizó, para decir a continuación que "el de las mascarillas es un tema recurrente" en los grupos técnicos, que consideran que "son una buena medida de prevención" que "puede ayudarnos muchísimo".

Pero también creen que "la mejor mascarilla son los dos metros de distancia" porque no va a ser "fácil que se pueda obligar a todo el mundo" a llevarlas, ya que hay grupos de personas que no pueden o pueden hacerlo por periodos muy breves por diferentes razones –ansiedad, patologías de fondo...–. Y en los niños, por ejemplo, "puede ser complicado".

"Creo que el uso de mascarillas debe ser altamente recomendable y que todo el mundo que pueda utilizarla en espacios públicos, sobre todo cuando se cruza con otras personas en un espacio en el que no puede mantener las distancias", insistió.