Los sindicatos plantean a Educación dar clase fuera del cole y por turnos

Proponen que los alumnos pequeños vayan por la mañana y el resto por la tarde y piden un plan sobre trabajo presencial y a distancia

05.06.2020 | 16:34
Teletrabajador utiliza un ordenador

El Departamento de Educación del Gobierno de Navarra analizará las aportaciones presentadas este viernes por los sindicatos docentes para el curso 2020-2021 en un escenario de docencia presencial.

El consejero de Educación, Carlos Gimeno, se ha reunido este viernes con responsables sindicales dentro del proceso de diálogo social con la comunidad educativa para recibir aportaciones al Plan de Contingencia.

En líneas generales, las centrales sindicales representativas de los profesionales del sector educativo han mostrado sus aportaciones al regreso a la educación presencial "de todo el alumnado o del mayor número posible del mismo", sobre todo en las etapas de Infantil y Primaria, y siempre "con las máximas garantías de salud para todos los integrantes de la comunidad educativa".

A través de videoconferencia, Carlos Gimeno y la directora general de Recursos Educativos, Begoña Unzue, han recibido las aportaciones realizadas por los sindicatos presentes en la Mesa Sectorial de Educación (LAB, AFAPNA, STEILAS, ANPE, CCOO, ELA y UGT). El Departamento de Educación ha avanzado en la misma que el plan, que se prevé que esté listo a finales de junio, recogerá las medidas previstas para los diversos escenarios ante el inicio del próximo curso.

Entre otras propuestas sugeridas por los sindicatos está la de "modular los planes de contingencia aplicando medidas ajustadas a los diferentes ciclos educativos en cada uno de los tres escenarios que se plantean -posible regreso a las aulas de todo el alumnado; combinación de educación presencial y a distancia; y mantenimiento del cierre de colegios por la pandemia-", ha explicado en un comunicado el Gobierno de Navarra.

Las centrales sindicales han planteado al departamento una colaboración con entes locales que permita disponer de espacios fuera de los colegios en los que poder impartir enseñanza, dado que, si finalmente las ratios máximas por unidad se redujeran, los centros "carecen de suficientes aulas".

En ese sentido, se ha planteado incluso la opción de que el alumnado de menor edad acuda a los centros por la mañana y el resto por las tardes, o estudiar la posibilidad de impartir enseñanza en zonas exteriores de los propios centros o de cada localidad. Además, se ha indicado la conveniencia de "adaptar los currículos, incrementar las contrataciones y mejorar y ampliar la formación en herramientas digitales del profesorado".

Los sindicatos, además, han pedido regular el teletrabajo y contar con personal responsable de prevención y de enfermería escolar. También han trasladado la necesidad de impulsar una plataforma digital pública para la educación on line y modificar aspectos organizativos de la vida en los colegios que "conviertan el obligado distanciamiento en una oportunidad para introducir mejoras en su funcionamiento para el futuro".

El consejero Gimeno ha agradecido las aportaciones de los sindicatos y les ha trasladado la certeza de que el departamento "estará preparado" en el mes de septiembre para afrontar el curso 2020-2021 con un Plan de Contingencia que será fruto, ha dicho, "del trabajo común de toda la comunidad educativa".

Junto con la videoconferencia de este viernes, Gimeno ha mantenido esta semana reuniones con las apymas agrupadas en la Mesa Navarra de Padres y Madres, con las direcciones de los centros educativos de Infantil, Primaria y Secundaria de la Comunidad foral y con las patronales de la educación concertada.

Todas estas reuniones han tenido como objeto gestionar de manera consensuada el regreso a las aulas durante el próximo curso. Entre las aportaciones más generalizadas recibidas por Educación están las de trabajar para una docencia presencial "lo más amplia posible, conjugando el regreso a las aulas con las máximas medidas de protección frente al contagio del coronavirus"; seguir trabajando para "eliminar la brecha digital del alumnado"; o conseguir que el profesorado "logre mejorar los procesos de docencia-aprendizaje a distancia logrando que las herramientas digitales sean vehículos de educación cercanas al alumnado y no meras transmisoras de contenidos".