Las vacunas para viajar al extranjero caen en Navarra un 65% en 2020

Desde el fin del estado de alarma el Centro de Vacunación Internacional ha vacunado a 3 personas y ha atendido a unas 30

26.06.2020 | 01:11
Una paciente se vacuna en el Centro de Vacunación Internacional en Navarra antes de realizar un viaje.

pamplona – La crisis sanitaria y social del coronavirus ha supuesto un varapalo para todos los sectores económicos, siendo el turismo uno de los más castigados a raíz del cierre de las fronteras, tanto autonómicas como internacionales, a lo largo de tres meses.

La cancelación de viajes se ha reflejado asimismo en la cantidad de vacunaciones previstas en la Comunidad Foral que han sufrido una caída del 65% respecto al primer semestre de 2019 cuando 1.285 personas fueron vacunadas en el Centro de Vacunación Internacional en Navarra (CVI), dependiente de la Delegación del Gobierno, antes de viajar a un país exótico, frente a las 444 personas vacunadas el primer semestre de este año. Además del número de vacunaciones, la cantidad de viajeros atendidos también se ha reducido un 71%, y es que en el ejercicio anterior en estas fechas un total de 3.979 personas habían sido citadas mientras a junio de 2020 la cifra de atenciones cae hasta las 1.194.

A pesar de que la caída de atenciones fuera predecible, el decrecimiento ha sido especialmente fuerte teniendo en cuenta que 2019 fue el año en el que el CVI más viajeros atendió, registrando una subida del 18% respecto a 2018.

En lo que va de año, este centro ha recomendado 1.618 vacunas, mientras en el ejercicio anterior fueron 3.605 –un 55% menos–, y ha atendido 550 llamadas frente a las 3.646 llamadas de 2019, siendo muchas de ellas simplemente para solicitar información. Llama la atención este desplome del 84% que responde a que, "desde principios de año, el CVI ha potenciado la atención telemática a través de su página web, por lo que las llamadas telefónicas se han reducido drásticamente", según explicó Paco Teruel, uno de los dos médicos que atiende en las consultas del centro. En esta línea, las llamadas que el CVI está recibiendo responden mayormente a peticiones de información vinculada con la covid-19 y sus consecuencias en los países de destino de los viajeros. "La gente tiene muchas dudas porque el panorama sanitario cambia día a día. Hay que tener en cuenta que para viajar no solo afecta la situación de Navarra, sino que es gente que viaja a la otra punta del mundo donde no saben cómo está afectando el coronavirus", apuntó Teruel.

3 vacunas tras el confinamientoAl igual que muchos otros servicios, el CVI ha permanecido cerrado al público general durante el estado de alarma cuando restringió sus atenciones a viajes imprescindibles, vacunando solo a personas que se desplazaban por motivos de fuerza mayor, como pueden ser la cooperación internacional o el trabajo.

Así, desde que se levantó el estado de alarma el centro ha realizado una treintena de atenciones y tan solo ha administrado tres vacunas "a personas que tienen viajes previstos para agosto y que, ante la duda de si finalmente podrán irse o no, se las han puesto por si acaso", explico el médico del CVI en Navarra.

Respecto a los destinos más demandados, teniendo en cuenta los años anteriores, Tailandia fue también en 2019 el destino favorito de los Navarros y fue el país por el que más consultas se realizaron en el CVI (874 viajeros), seguido de Vietnam (539), Perú (538), India (419) y Ecuador (412).

riesgos del viajero Desde el Servicio de Vacunación Internacional, a través del Ministerio de Sanidad, apuntan a una serie de factores clave que determinan los riesgos a los que puede exponerse el viajero, directamente relacionado con su responsabilidad. De esta forma, el destino de viaje es uno de los puntos calientes a la hora de evitar estos peligros, para lo que hay que tener en cuenta la calidad del alojamiento, el higiene, la asistencia médica o la calidad del agua, entre otras cosas, que son factores condicionantes que pueden suponer riesgos graves para la salud.

Asimismo, la duración del viaje determina la probabilidad de exposición a agentes infecciosos e influyen en la necesidad de ciertas vacunaciones o de medicación antipalúdica. Además, el motivo de la visita también es un condicionante, y es que los viajes de negocios o de turismo a centros de ocio conllevan menos riesgos que las visitas a zonas rurales remotas. En este sentido, la exposición a insectos, roedores u otros animales, agentes infecciosos, agua y alimentos contaminados, combinada con la falta de asistencia médica apropiada, pueden hacer de un viaje idílico una completa pesadilla.

Entre las enfermedades más comunes que un viajero pueda contraer se encuentra la fiebre amarilla –presente en África Subsahariana y el América del Sur, principalmente–, una enfermedad vírica infecciosa aguda de gravedad variable. En el curso de la enfermedad puede aparecer fiebre, dolor muscular, dolor de cabeza, escalofríos, falta de apetito, náuseas y/o vómitos, ictericia, dolor abdominal, manifestaciones hemorrágicas, insuficiencia renal, hepática y muerte.

La meningitis –la mayor carga de la enfermedad se encuentra en África subsahariana–, por su parte, está relacionada con la aparición repentina de intenso dolor de cabeza, fiebre, nauseas, vómitos, hipersensibilidad a la luz y rigidez de nuca.

Por otro lado, la hepatitis A es una enfermedad viral aguda que cursa con aparición brusca de fiebre, malestar, náuseas y trastornos abdominales.

El caso de la rabia afecta al sistema nervioso central, siendo especialmente letal, que afecta a los animales, y que se transmite a las personas por mordeduras o arañazos de animales sospechosos o confirmados de estar infectados. Asimismo, la encefalitis también está producida por un virus que afecta al sistema nervioso central y sus síntomas son similares a los de la gripe, pudiendo evolucionar en parálisis.

Planificar las vacunas. El Centro de Vacunación Internacional recuerda a la ciudadanía la importancia de planificar con suficiente antelación las vacunas necesarias para viajar a determinados países. En este sentido, lo ideal es solicitar la cita con la antelación suficiente para poder ser atendido en consulta, al menos, tres semanas o un mes antes del viaje. Además, es conveniente que, de forma previa a la consulta, se tenga actualizado el calendario vacunal y se aporte, en su caso, un registro del mismo que será facilitado por el centro de salud del usuario.

 

las vacunas

Cólera. Recomendado para viajar a África, Centro y Sudamérica y Sudeste Asiático.

Fiebre tifoidea. Recomendado

para viajar a África, Centro y Sudamérica, Oriente Medio y Sudeste asiático.

Hepatitis A. Para viajar a África, Asia, Centro y Sudamérica, zona mediterránea y Europa del este.

Hepatitis B. África, gran parte

de América del Sur, Europa oriental, Mediterráneo oriental, sudeste asiático, China e Islas del Pacífico, excepto Australia, Nueva Zelanda y Japón

Meningitis Meningocócica. Recomendado para viajar a África Subsahariana, también se han producido brotes en India, Nepal y Oriente Medio.

Poliomielitis. Recomendado

para viajar a África, Oriente Medio y Sudeste Asiático.

Rabia. Recomendado para viajar a África subsahariana, Blangladesh, Bolivia, China, Colombia,

Ecuador, Etiopía, Filipinas, Guatemala, India, Méjico, Perú, Sri Lanka, Vietnam o Tailandia.

primer semestre 2020

Datos actualizados

Viajeros atendidos 1.194

Vacunaciones administradas 444

Vacunas recomendadas 1.618

Llamadas atendidas 550

la frase

paco teruel "desde que se levantó el estado de alarma solo hemos atendido a tres personas"

Paco Teruel, uno de los dos médicos que atienden en las consultas del Centro Internacional de Vacunación en Navarra, detalló que desde que terminara el estado de alarma, el centro solo ha atendido a 3 viajeros que acudieron a ponerse las vacunas concertadas ante la incertidumbre de si los viajes que tienen previstos para agosto saldrán adelante o no.

botiquín

Primeros auxilios. Un botiquín médico básico debería disponer de: esparadrapo adhesivo, antiséptico para heridas, vendas, gotas oculares emolientes, repelentes de insectos, descongestionante nasal, sales de rehidratación oral, tijeras, analgésicos simples (ej: paracetamol), apósitos esterilizados, termómetro clínico y tratamiento para las picaduras de insectos.

Complementarios. También conviene llevar: antidiarreicos, polvos antifúngicos, antipalúdicos, preservativos, sedantes, medicación personal, agujas y jeringuillas esterilizadas y desinfectantes de agua.