Induráin asegura la apuesta por una atención integral sociosanitaria

08.10.2020 | 10:50
La consejera de Salud, Santos Induráin

 La consejera de Salud, Santos Induráin, ha asegurado en el pleno del Parlamento su apuesta por un modelo de atención integral sociosanitaria para favorecer la autonomía de las personas en sus entornos mediante fórmulas de trabajo y programas que lo faciliten, y acuerdos y redes de coordinación con las entidades sociales.

En respuesta a una interpelación de la parlamentaria de Navarra Suma Cristina Ibarrola sobre una asistencia integrada en atención sanitaria y sociosanitaria, la consejera ha defendido que pretende una atención integral sociosanitaria para "proporcionar la mayor autonomía e independencia y calidad de vida en el entorno habitual".

Una modelo en el que ha asegurado que cree y que por eso se ha implantado ya en el área de Tafalla y ahora se trabaja para su extensión a Estella y Tudela.

Se busca "trabajar conjuntamente con los profesionales sociales y sanitarios porque los problemas de la población la mayor parte de las veces están interrelacionados", ha comentado, y añadido que además se persigue que los profesionales estén próximos en el territorio y con horarios más amplios.

Según Induráin, son equipos que trabajan personalizando la atención y definiendo objetivos y responsabilidades para atender de manera integral y conjunta para así ser "más efectivos, generar espacios colaborativos e integrar a la comunidad en los procesos de salud y bienestar".

Además, con motivo de la COVID, un grupo de trabajo interdepartamental entre Salud y Derechos Sociales favorece la coordinación de todos los agentes intervinientes en la atención sociosanitaria, desarrollando procedimientos de atención para discapacidad, mayores y población vulnerable, fijando indicadores de alerta y mecanismos de control.

Para la portavoz de NA+ sin embargo, es necesario cambiar el modelo tradicional por uno integrado, que no es lo mismo que un modelo de coordinación que "ha quedo obsoleto y pobre", "s evidente el abandono de pacientes crónicos" y las consecuencias del "deterioro del sistema las vamos ver durante muchos años".

La alternativa de un modelo integral, ha precisado, es "atender juntos a la persona, a la que hay que informar adecuadamente para que pueda corresponsabilizarse y participar en las decisiones sobre su salud" a lo largo de todo el proceso.

Y ha añadido que esto incluye atención clínica, de cuidados y emocionales, con proximidad y continuidad, con los recursos adecuados y en el momento adecuado, punto en el que ha recordado que una población envejecida conlleva situaciones más complejas y un modelo integrado es capaz de mejorar la calidad de la atención y la calidad de vida del paciente.

"Nada de esto está ocurriendo hoy en Navarra", ha subrayado Ibarrola, y cuestionado la falta de liderazgo, la autocomplacencia, la paralización de todos los trabajos iniciados para un cambio de modelo y la falta de avances en la estrategia de crónicos o en trabajos de evaluación, porque "ha vuelto a la coordinación entre Atención Primaria y servicios sociales. Su bandera", a pesar de lo cual ha enumerado numerosos problemas.

A juicio del PSN, de la gestión de años de UPN "pocas lecciones podemos sacar para mejorar la sanidad publica navarra", ha señalado la parlamentaria Nuria Medina, quien ha reprochado a Ibarrola que como directora general de Salud el modelo integrado sociosanitario sea "uno de los déficit" que contrasta con la "apuesta" de este Gobierno en solo año y medio por ese modelo integrado con un enfoque "biopsicosicail" y sin dejar de atender la "urgencia" que ha supuesto la COVID.

Para Geroa Bai, que ha valorado la experiencia de Tafalla y las derivadas de la COVID, es prioritario dar un enfoque diferente a las intervenciones contemplando a cada persona en todos sus aspectos, desde el físico al económico, pasando por el relacional, porque todos definen la salud y el bienestar, y para ello Isabel Aramburu ha defendido la coordinación y el trabajo en red entre el sistema sanitario y el sociosanitario.

Txomin González, de EH Bildu, ha comentado que su grupo "está en las antípodas" del modelo de UPN por su defensa de la colaboración con el sistema privado, con una gestión sociosanitaria "bastante deficientes", y ha defendido una "imprescindible" integración de servicios públicos sanitarios y sociosanitarios en esta legislatura, para lo que ha pedido recursos.

Desde Podemos, Mikel Buil ha apuntado que la pandemia ha hecho que se haya trabajado "mucho" en la coordinación de los dos ámbitos pero con una preponderancia del sanitario, por lo que ha alertado de que, más allá de la vejez, situaciones como la violencia de género o los desahucios tienen claras repercusiones en la salud.

Por I-E, Marisa de Simón, "no tiene discusión" que tiene que haber "cooperación entre los distintos profesionales" y "se está avanzando", pero queda camino para que la atención integral sea "a lo largo de toda la vida" e implicando a todos los ámbitos e intervenciones que tienen que ver con una vida saludable.