A la espera del TSJN

El Tribunal estudia la Orden Foral del toque de queda y limitación en reuniones, enviada por el Gobierno

19.07.2021 | 14:29
La Orden Foral contempla el toque de queda entre la una y las seis de la madrugada.

El Gobierno de Navarra ha remitido este lunes a la Sala de Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) la Orden Foral con nuevas medidas restrictivas ante la pandemia y que contempla el toque de queda entre la una y las seis de la madrugada en los municipios cuya tasa de incidencia de Covid-19 se encuentre en el nivel de riesgo extremo (incidencia mayor de 250 por 100.000 habitantes a 14 días y mayor de 125 por 100.000 a 7 días). Esta medida podría afectar al 80% de los municipios de Navarra, y el tribunal se pronunciará en las próximas horas, previsiblemente ya este martes. ÚLTIMOS DATOS DE LA COVID-19

La lista de los municipios que se encuentren en la referida situación de riesgo muy alto se trasladará a la Dirección General de Administración Local y a la Federación Navarra de Municipios y Concejos (FNMC) para su comunicación a las localidades afectadas, y se publicará asimismo en la página web de Gobierno Abierto.

La nueva Orden Foral recoge también la limitación de las reuniones a un máximo de diez personas en exteriores y dejar en suspensión la regulación que permitía comidas populares, pasacalles o espectáculos taurinos en la calle. Este permiso se reguló y aprobó en la Orden Foral del 2 de julio y se ha demostrado como una medida desatinada y contraproducente, a la vista está de la kalejira, por ejemplo, en Lesaka. 

El Ejecutivo foral quiere que las medidas entren en vigor en la noche del martes al miércoles y se mantengan en vigor hasta el 29 de julio, pero se podrían prorrogar. Para ello, ha presentado las medidas al Tribunal Superior de Justicia de Navarra esta mañana.

La lista de los municipios que se encuentren en la referida situación de riesgo muy alto se trasladará a la Dirección General de Administración Local y a la Federación Navarra de Municipios y Concejos (FNMC) para su comunicación a las localidades afectadas, y se publicará asimismo en la página web de Gobierno Abierto.

MENOS INTERACCIÓN Y MÁS MEDIDAS Esta modificación pretende atajar la tendencia creciente en las cifras de contagios e incidencias detectadas las últimas semanas -con el consiguiente reflejo en los servicios de salud y en las cifras de ocupación hospitalaria-, una subida vinculada al aumento de la movilidad e interacción social en actividades de ocio, al relajamiento de las medidas preventivas individuales, y al impacto de la variante delta, responsable de casi el 90% de los contagios y que presenta una transmisibilidad muy alta.



El Departamento de Salud considera que las tres medidas anunciadas son el mínimo imprescindible para intentar recuperar el equilibrio y garantizar la protección de la comunidad, mediante una intervención que, pretende, tenga la mínima afectación posible en la vida social, económica y emocional de la ciudadanía y sectores de Navarra.

"El paquete de medidas obedece a una idea muy clara, que las medidas sean las mínimas imprescindibles para garantizar la protección de la comunidad, para contener contagios a un nivel tan alto, y que sean asumibles por la sociedad. Buscamos una intervención quirúrgica y que tenga la menor afectación posible en la vida social, económica y emocional", dijo.

Induráin explicó que el porcentaje de municipios que podrían verse afectados por el toque de queda es "altísimo, teniendo en cuenta la incidencia media de Navarra". Citó por ejemplo los casos de Huarte, Corella, Cintruénigo, Zizur o Pamplona con los barrios de Rochapea y Mendillorri. "Las medidas son proporcionadas y necesarias con la situación actual. Consideramos que son las medidas mínimas imprescindibles para contener esta progresión tan exponencial que está teniendo el virus e intentando que tengan la menor repercusión", aseguró.
noticias de noticiasdenavarra