festival punto de vista 2019 festival punto de vista 2019

X-films Ciencia (no) ficción en Navarra

El colectivo Zazpi T’erdi estrenará esta tarde en Baluarte
‘La vía flotante’, ensayo fílmico que explora espacios de Navarra en los que ha desaparecido la presencia humana y trabaja con conversaciones de radio que casi parecen proceder de otro planeta

09.02.2020 | 00:41
Arriba, dos imágenes de ‘La vía flotante’, largometraje que podrá verse mañana en la sala de Cámara de Pamplona. Debajo, de izquierda a derecha: ‘Yours truly’, de Maddi Barber; ‘Los materiales’, de Los Hijos, y ‘A rapa das bestas’, de Jaione Camborda.

La vía flotante es una película de ciencia (no) ficción atravesada por ondas de radio y conversaciones de radioaficionados que hablan mientras miran al cielo". Así define David Aguilar, componente de Zazpi T'erdi, la película que han realizado a lo largo del último año tras obtener el Premio X-Films del Festival Punto de Vista, que esta tarde acogerá el estreno del ensayo fílmico, a las 20.00 horas en la sala de Cámara de Baluarte.

"Nos interesa la idea de exploración de un territorio, el navarro en este caso, desde la extrañeza de la ciencia ficción", agrega Aguilar, que forma Zazpi T'erdi junto con Pello Gutiérrez e Iñaki Sagastume. A los tres amigos les interesa la mezcla de géneros audiovisuales, poniendo especial atención "en el proceso fílmico y en su manera de relacionarse con la realidad", y generando películas "desde la no ficción al cine experimental". También han realizado proyectos de artes escénicas, incorporando cine de no ficción en piezas como Biutz (2012) y Heriotza Bikoitza (2018), ambas de creación colectiva. Y junto a otros colectivos como Mikelazulo y Banda Bat organizan la muestra documental LUPA y el festival de experimentación sonora y visual Nokodek.

Comenzaron la filmación de La vía flotante nada más finalizar Punto de Vista 2018 y terminaron de grabar los últimos planos en febrero. "Al ser una exploración de territorio, el rodaje se ha realizado en distintas localizaciones en diferentes estaciones del año. Hemos explorado Navarra de norte a sur y también hemos pasado muchas horas pegados a la radio escuchando conversaciones y navegando por el espacio radioeléctrico", indica el realizador. En ese sentido, cuenta que han aprendido "a hablar con los códigos de la radioafición", descubriendo que es "un mundo apasionante. Hemos conocido cosas fantásticas como las bases del rebote lunar, la frecuencia del Buzzer de Rusia o la idea de que si desaparecemos del planeta, las ondas de radio nos sobrevivirán, perdurando en el espacio". La película comparte "esa sensación de estar solo durante horas buscando la posibilidad de un contacto por radio, simplemente por el placer de contactar con alguien desconocido en otro lugar del planeta". Y presenta un mundo sin humanos, "donde lo único que queda son rastros en forma de ondas de radio y huellas del ser humano en el paisaje", que se traduce en "espacios abandonados que nos hablan de la cultura del pasado, de su presente y de su futuro".

Maddi Barber, Jaione Camborda y Los Hijos También hoy, a las 17.00 en la sala Gola, mostrarán sus filmes los candidatos a hacerse con el premio X-Films de este año. Una de ellas es la navarra Maddi Barber, que esta tarde proyectará Yours truly y 592 metroz goiti. "Fue una sorpresa y una alegría que me propusieran estar en X-Films, y un poco de miedo y responsabilidad también", indica. El ambiente del festival le parece "muy estimulante", igual que la posibilidad de "presentar un proyecto en Navarra y que se pueda realizar inmediatamente, con lo mucho que suele costar conseguir la financiación, etcétera". Eso sí, gane o no, en algún momento llevará a cabo la idea que va a proponer y que, al igual que 592 metroz goiti y Urpean Lurra -mediometraje que está terminando- seguirá trabajando en las relaciones entre animales y humanos y en la montaña. Sería "un ensayo audiovisual, a modo de escritura audiovisual en primera persona".

Otra de las realizadoras seleccionadas este año es Jaione Camborda, que siempre procura venir a Punto de Vista porque le permite seguir buscando lo esencial, que puede traducirse en tener "contacto directo con la reflexión sobre lo real y la forma fílmica que adquiere. Creo que siempre busca ser un lugar de compromiso y encuentro, alejado de alfombras rojas y photocalls, y eso lo hace grande y necesario", afirma. Por eso califica de "placer" poder participar en X-Films, que se le presenta "como un reto muy especial. Me motiva mucho la idea de rodar en Navarra y de volver al formato de super8, a un contacto íntimo con lo rodado", subraya. Y, aunque no puede contar mucho de la propuesta de ensayo que presentará mañana, sábado, a los jueces de este apartado, sí comenta que seguirá apostando por "cuestiones que suelen estar en casi todos mis trabajos, como la relación animal hombre y la imagen de lo atávico". Así lo reflejan los títulos A rapa das bestas, Novos cinemas, Proba de axilidades, Nimbos y Lilit.

Por último, Natalia Marín habla en nombre de Los Hijos, colectivo que ganó el Premio Jean Vigo del festival en 2010 por Los materiales, y "que fue definitorio en nuestra carrera". En este caso, presentarán un proyecto en torno a la fuga masiva del Fuerte de San Cristóbal, recreando aquella noche de 1938 y centrándose en los tres presos que lograron cruzar la frontera, "con la idea de hacer un ejercicio sobre el espacio y la memoria". Además de Los materiales, hoy mostrarán Árboles y Karaoke España.