El Archivo y Fundación Baluarte grabarán 31 obras que van desde el s XVII hasta hoy

Entre otras, la OSN registrará la obra nueva 'Beethoven Irudiak. Kapritxo Sinfonikoa', de Koldo Pastor

12.09.2020 | 00:57
Teresa Catalán. Foto: Iban Aguinaga

pamplona – El Archivo Real y General de Navarra y la Fundación Baluarte presentaron ayer el primer proyecto conjunto de grabaciones fonográficas para el Archivo de la Música y de las Artes Escénicas. Esta primera colaboración entre ambas instituciones surge de un doble compromiso: la recuperación y preservación del patrimonio musical navarro y su defensa y difusión. Los fonogramas resultantes, que reunirán un total de 31 obras concebidas para diversos orgánicos instrumentales y vocales, pasarán a formar parte del Archivo de la Música y de las Artes Escénicas (AMAEN) del Archivo Real y General de Navarra.

El director general de Cultura, Iñaki Apezteguía, participó en la presentación de este proyecto "cuya envergadura y misión hacen de él un hito en la historia de la fonografía española y navarra", junto con la directora gerente de la Fundación Baluarte, María Antonia Rodríguez, y del director del servicio de Archivos y Patrimonio Documental, Joaquín Llansó. El repertorio de este primer conjunto de grabaciones ha sido seleccionado para trazar el arco histórico más amplio posible dentro de la música navarra y para representar una variedad de géneros y formas musicales. Comprende desde obras corales barrocas hasta composiciones sinfónicas de nueva creación. Otro de los grandes objetivos del proyecto es normalizar y visibilizar la figura de la mujer compositora.

calendario La Coral de Cámara de Pamplona grabará del 14 al 18 de septiembre, con dirección de David Gálvez, obras corales polifónicas sacras del barroco navarro de los compositores José de Cáseda (1660-1725), Qué música divina; Bernardo de Peralta y Escudero (¿?-1617), Magnificat a doce voces; Simón de Araya (1676-1738), Alma Redemptoris Mater, En el taller del contento (Villancico a la Navidad a 5), y Fernando de Acuña (1690-1754), Villancico con violines y trompas, a 6, a Nuestra Señora del Milagro.

Por su parte, la soprano Andrea Jiménez y el pianista Rinaldo Zhok defenderán un repertorio decimonónico de canciones y ciclos líricos jalonado por composiciones para voz y piano de Juan María Guelbenzu (1819-1886), Emilio Arrieta (1821-1894), Joaquín Gaztambide (1822-1870), Felipe Gorriti (1839-1896), Dámaso Zabalza (1835-1894), Buenaventura Iñiguez (1840-1902), Pablo de Sarasate (1844-1908), Agustín Pérez Soriano (1846-1907) y Joaquín Larregla (1864-1945).

Ya en el ámbito de las composiciones a solo, el pianista Jorge Robaina interpretará cuatro obras para el instrumento de la compositora del siglo XX Emiliana de Zubeldía (1888-1987), Tre stanzie in una sonata, Cinco estudios para piano, Once tientos, Esquisses d'unre après-midi basque, y la arpista Alicia Griffiths será la intérprete del Impromptu para arpa, de Jesús García Leoz (1904-1953).

Entre el 21 y el 25 de septiembre, se abordará en la sala Principal de Baluarte el repertorio de gran formato. Contará con el concurso de la Orquesta Sinfónica de Navarra y de su director titular, Manuel Hernández-Silva, grabándose en primicia la obra orquestal de Koldo Pastor Beethoven Irudiak. Kapritxo Sinfonikoa (Imágenes de Beethoven. Capricho sinfónico, 2020). El estreno mundial de esta obra, encargada por Fundación Baluarte, tendrá lugar el Día de Navarra (3 de diciembre) como parte de la programación extraordinaria de la Temporada 2020-2021 de la OSN. La Sinfónica participará también en el registro del Concierto para piano y orquesta n. 2, de Emiliana de Zubeldia, cuya parte solista se confiará al pianista Jorge Robaina, y en el del Te Deum para orquesta y coro del contemporáneo, de Lorenzo Ondarra (1931-2012). El Orfeón Pamplonés, dirigido por su titular, Igor Ijurra, ha sido la formación escogida para grabar las partes corales de esta obra y protagonizar el registro del Pater Noster de Ondarra.