Tokio en el horizonte

22.01.2020 | 06:15
Los jugadores de la selección española de balonmano

españa está a dos partidos de que pueda disputar unos nuevos Juegos Olímpicos, en este caso los de Tokio. Ése es el objetivo. Primero, claro está, hay que jugar una semifinales y superarlas. Los Hispanos tienen ese partido en la cabeza, algo que se percibe ya de cara al choque de hoy ante Croacia. Las dos selecciones están ya clasificadas para las semifinales. La pregunta del millón es, ¿quemará España todas sus naves en este encuentro o se reservará para el siguiente compromiso trascendental? Ribera, en su comparecencia de ayer, ya comentó que es un partido en el que se saldrá a ganar, como todos. Entre líneas, no obstante, dejó entrever que probablemente no queme todas sus naves. Al igual que los croatas, imagino. Yo espero que sea un encuentro bonito y, aunque ya gocen de la clasificación, creo que siempre es mejor quedar primeros que segundos. Este último puesto hará que el rival sea Noruega y es importante evitarla. La otra de las opciones, Eslovenia, cuenta con una plantilla más justa. Dejando al lado estas cuestiones, el ambiente en el equipo es fantástico. Un equipo en el que por fin ha entrado nuestro navarro, Iosu Goñi. El de Barañáin, pese a no haber jugado hasta esta semana, tiene carisma dentro del grupo, es un punto importante de cara a las rotaciones en la primera línea y una gran aportación defensiva.El autor es técnico navarro de la Federación Española de Balonmano