La heroica actuación del árbitro navarro Prieto Iglesias para salvar la vida de un jugador

El colegiado actuó rápidamente y evitó que un jugador del Teruel se tragase la lengua

19.12.2020 | 15:16
Eduardo Prieto Iglesias, árbitro de fútbol

El árbitro navarro dirigía el partido de Copa entre el Teruel y el Rayo Vallecano cuando en una jugada fortuita un futbolista del equipo turolonse, Adrián, choca con el portero rayista y ambos caen al suelo. La peor parte se la lleva el jugador -tanto por el golpe con el guardameta como por el impacto con el campo- que queda tendido sin conocimiento sobre el césped.

Los jugadores reclaman la atención del colegiado para detener el partido y Prieto Iglesias, no solo para el encuentro, sino que se apresura a llegar hasta donde está el jugador y comienza a efectuarle maniobras para evitar que se ahogase con su propia lengua. Adrián presentaba serias dificultades para respirar. Su intervención se prolongó hasta que llegaron los servicios médicos.

El futbolista del Teruel poco a poco fue recobrando la consciencia y empezó a responder correctamente a las preguntas de los doctores sobre dónde estaba y qué partido jugaba. Por su parte, Prieto Iglesias transmitía a su asistente lo que estaba ocurriendo en el campo para que éste informase a los banquillos y tranquilizase a ambos equipos, ya que la preocupación era máxima.

El jugador fue sustituido y llegó al hospital andando (el centro sanitario se encuentra a 50 metros del campo). Allí le hicieron todas la pruebas y le dieron el alta. El partido se resolvión en la prórroga (2-3 para el Rayo Vallecano) y Adrián llegó al pitido final. Pudo hablar con Prieto Iglesias y el árbitro quiso tener un detalle con él y le regaló sus tarjetas.