Basket Navarra no levanta cabeza (76-66)

Leb Plata / Dura derrota de Los de Xabi Jiménez en Logroño (76-66), cuarta consecutiva

27.01.2020 | 06:15
Iñaki Narros, del Basket Navarra, ante el Zornotza.

BODEGAS RIOJA VEGA 76 Portalez (12), De Pablo (4), Marín (2), Bieshaar (19), Justice (16) -cinco inicial-, Álvarez (6), Manchón (10), Jordà (3), Paukste (4).

BASKET NAVARRA 66 Yarnoz (3), Narros (26), Hernández (12), Calvo, Doche (6) -cinco inicial-, Williams (13), Estévez (4), Gómez (2).

Parciales 18-11; 23-8; 15-17; 20-30.

Árbitros Javier Tena y Sergio del Val Nuño.

Estadio Palacio de los Deportes de La Rioja (600 espectadores)

Logroño - Un pésimo segundo cuarto condenó a la derrota a Basket Navarra que, tras ir al descanso con 22 puntos de desventaja se dejó la piel para meterse en el partido. No fue suficiente y la victoria se quedó en Logroño. Los navarros apretaron en defensa de inicio, pero también tenían muchos problemas para anotar. Mientras, Bodegas Rioja poco a poco se sacudía la presión y tras dos minutos de sequía conseguían imponer su juego y firmar un parcial de 10-0 que abría brecha y colocaba el 10-2 cuando en el ecuador del primer cuarto. Gómez rompía la sequía visitante, y a partir de ahí Basket Navarra reaccionaba para meterse de lleno en el partido recortando las distancias hasta los siete puntos al final del primer cuarto (18-11).

Aguantó el tipo Basket Navarra en los primeros minutos del segundo cuarto, pero a partir del minuto 12 los visitantes se deshicieron. Intentó el Xabi Jiménez reaccionar, pero ni los cambios de defensa ni las rotaciones daban resultado. Bodegas Rioja Vega mantuvo la intensidad y se fue al descanso con 22 puntos de renta (41-19).

Basket Navarra no bajó los brazos y tras el descanso trató de hacerse fuerte. Parecía que podía meterse en el partido tras un parcial inicial de 0-5. Pero el conjunto local volvió a ser el de la primera mitad y acabó con la posible reacción visitante. Basket Navarra consiguió evitar que la diferencia aumentase en un encuentro. Al final del cuarto llegaba con 20 puntos de ventaja el equipo local, distancia que se antojaba insalvable (56-36).

Pese a todo lo intentó el equipo navarro, que en el inicio del último cuarto encontró en los triples una tabla para aferrarse al partido y llegó a reducir las diferencias hasta los 10 puntos finales (76-66). - Área 11