Inicio de los entrenamientos completos: Contactos en la nueva fase

Equipos/ Alegría en el deporte navarro por el permiso para sesiones colectivas al aire libre e ilusión por volver a competir cuanto antes

13.11.2020 | 01:31
Jóvenes entrenando a baloncesto al aire libre con medidas de seguridad. Foto: FNB

Pamplona – Después de dirigir ayer la primera sesión con contacto de su equipo en los ocho últimos meses, un entrenador navarro de baloncesto base comentaba: "Se me cae la lagrimilla...".

Y sí, exageraba, pero no mucho, porque el permiso para hacer entrenamientos de contacto si son al aire libre ha sido recibido con una mezcla de alivio, satisfacción y euforia por los entrenadores y jugadores de fútbol, fútbol sala, baloncesto, balonmano, rugby...

No hay deporte de equipo que se pueda entrenar de verdad sin jugar en equipo, y eso es lo que en Navarra estaba vetado hasta que el miércoles el director gerente del Instituto Navarro de Deporte (IND), Miguel Pozueta, firmó la resolución que permite entrenar con contacto al aire libre. De poco más que botar el balón y tirar a canasta en baloncesto, o de conducirlo y chutar a puerta en el fútbol, a poder interactuar con el resto de compañeros de equipo e incluso jugar partidillos contra ellos. La noche y el día en una sesión de entrenamiento.

Las competiciones autonómicas aún tendrán que esperar a que escampe la pandemia, pero el avance es muy importante para todos esos clubes que veían impotentes cómo sus deportistas se estaban desmotivando –o incluso abandonando sus equipos– al no poder practicar de verdad el deporte que les gusta.

Portavoces de tres federaciones navarras explican la nueva fase en la que entran sus deportes.

BALONMANO

"Un pasito más"

Andrés Garde, presidente de la Federación Navarra de Balonmano, comentaba ayer al respecto que "la posibilidad de hacer entrenamientos de contacto al aire libre es un pasito más, importante porque hasta ahora no teníamos nada. Para los clubes era ya necesario, porque los más jóvenes se aburren y lo dejan si no pueden entrenar con contacto (que, en el caso del balonmano, incluye cosas tan básicas como practicar defensa y ataque)".

Garde cree que "en general, los clubes no van a tener problemas para encontrar pistas para entrenar al aire libre, con techo o sin él".

Otro aspecto que preocupa en varios deportes es el de esos equipos de categorías nacionales que, al no ser las dos primeras, tienen vetado jugar, que en el caso del balonmano son los cuatro de Primera Masculina –Beti Onak, Distriplac San Antonio, Helvetia Anaitasuna y Uharte–. "Es un caso peculiar, porque son los únicos equipos de Primera de toda España que no están compitiendo. Sin duda porque aquí hemos tenido las peores cifras de la pandemia. Supongo que cuando el Instituto Navarro de Deporte y el Departamento de Salud toman esa decisión por algo habrá sido. Pero a ver si ahora que están mejorando las cifras de la pandemia conseguimos que puedan empezar a jugar, porque a este paso se van a quedar pronto sin fechas para recuperar los partidos aplazados, porque son equipos aficionados y no pueden jugarlos entre semana".

BALONCESTO

"Un subidón muy fuerte"

Natxo Ilundáin, secretario general de la Federación Navarra de Baloncesto, comentaba ayer: "Para nosotros es una noticia más que esperada. El impulso que supuso volver a los entrenamientos después del parón estuvo bien, pero después de dos meses y medio sin poder hacer entrenamientos colectivos estábamos acabando un ciclo, y especialmente en cadetes y júniors estaba comenzando a haber cierto abandono de la práctica del baloncesto por falta de estímulos".

Ilundáin explicaba: "Los clubes con los que he hablado están encantados con el permiso para entrenar con contacto, por lo que significa de cambiar la dinámica y frenar esa perdida de ilusión e incluso de práctica deportiva, y también por la esperanza que significa después de toda esta mala racha. Es un subidón muy fuerte por poder entrenar bien y por la ilusión de que pueda haber pronto un inicio de las competiciones, con lo negro que veíamos el futuro hace muy pocas semanas. Era un giro imprescindible, y es de agradecer que las autoridades hayan sido valientes para permitir los entrenamientos colectivos".

Respecto a la disponibilidad de instalaciones para entrenar al aire libre –y, a ser posible, con techumbre, para no verse perjudicados por los días con lluvia–, Ilundáin comenta: "Los clubes de colegios lo tienen mejor que los demás, porque raro es el colegio que no tiene pistas así en sus patios. Creo que un porcentaje importante de los equipos va a poder entrenar con normalidad, y que solo harán falta algunos pequeños esfuerzos en gestión. Por ejemplo, hoy (por ayer) he hablado con un club que va a pintar las líneas del baloncesto en un pequeño cubierto en el patio de su colegio, aunque solo sea para unas semanas, porque las ganas de hacer entrenamientos de equipo son tan grandes que no le importa hacer ese gasto".

En cuanto al regreso de las competiciones, Natxo Ilundáin admite que ni se ve aún en el horizonte. "Navarra ha sido una de las comunidades más restrictivas con las competiciones. Cuando hablo con compañeros de otras federaciones territoriales, me dicen que casi todas empezaron en júniors y cadetes, y que iban a comenzar con los más pequeños cuando llegó la segunda ola. Aquí ni siquiera arrancamos. Y los clubes y las federaciones asumieron la situación y mantuvieron la actividad pese a todas las limitaciones. Los clubes han sido conscientes de lo que estaba pasando y han sido responsables con las medidas de seguridad. La competición se ve aún lejos, pero se ve como una posibilidad más cercana ahora que ya podemos practicar nuestro deporte con normalidad técnica".

En todo caso, Ilundáin es plenamente consciente de que el deporte tendrá que bailar al ritmo que marque el coronavirus: "El siguiente paso, después de los entrenamientos con contacto, será la competición, pero habrá que esperar a que las cifras acompañen. La federación y los clubes estamos preparados y empezaremos cuando nos dejen. Por ganas no va a ser... De lo que se trata es de manejar con frialdad las cifras de la pandemia y mantener en lo posible la actividad, porque el deporte es beneficioso en lo físico y lo psicológico. No solo hay que pensar en que no hacer deporte reduce el riesgo de contagios, sino en las malas consecuencias de la no práctica deportiva".

En cuanto a los dos equipos navarro de la Liga EBA, que se han quedado sin competir por no ser profesionales ni estar en una de las dos primeras categorías nacionales, el secretario de la Federación Navarra dice: "El Megacalzado Ardoi y el Valle de Egüés cumplen unas exigencias sanitarias iguales que los clubes que sí que están jugando –el Osés Construcción de Liga Femenina 2 y el Basket Navarra de LEB Plata– e incluso superiores a equipos de otros deportes que sí que pueden competir, porque han hecho inversiones en médicos y en tests. Desde la Federación Española nos comentaban que somos los únicos que no estamos jugando en esa categoría. Si se les permite competir se eliminará la injusticia que se está teniendo con ellos. Como dicen ellos: ¿Qué culpa tengo yo de tener por encima dos categorías si hago todo lo que se le exige a los demás?. Espero que se reconsidere".

Fútbol

"Hay que ser muy prudentes"

El mensaje de Rafa del Amo, presidente de la Federación Navarra de Fútbol, está lejos de la euforia: "Hay que ser muy prudentes. Que no nos puedan las ganas. Es bueno volver a normalidades como los entrenamientos con contacto, y sobre todo a las competiciones, pero con cabeza. El deporte navarro ha hecho bien las cosas, con mucha responsabilidad, y hay que seguir así".

Del Amo insiste en la precaución: "Todo este tiempo hemos ido de la mano con el Instituto Navarro de Deporte y con Salud, siguiendo sus recomendaciones. Y le ha costado a los clubes, porque no era fácil, aunque ha habido quien ha sido especialmente prudente porque le ha tocado muy cerca. Cuando se marcó la línea de paralizar el deporte territorial fue una buena decisión, aunque fuera dura. Y en este momento en el que se empieza a permitir más cosas tenemos que pensar que todo este esfuerzo nos da esta pequeña recompensa, pero que debemos tener mucho cuidado. Hay que hacer bien las cosas y que en cada club se tomen bien las medidas de seguridad, sin despistarnos ni bajar la guardia".

En todo caso, Del Amo mira con optimismo al futuro: "Todos estamos convencidos de que si en el deporte hacemos bien las cosas la gente no se va a contagiar. El deporte es más que necesario, con control, y es importante que los chavales tengan la normalidad del deporte y las obligaciones que éste crea. Pero, insisto, sin bajar la guardia, haciendo caso a los entrenadores, cumpliendo bien las medidas como la limpieza con geles o quedarse en casa quien se sienta mal".

Y, en el horizonte, el regreso a la competición: "Necesitamos un futuro, una fecha para volver a la competición, para poder dar cinco semanas de pretemporada a los equipos, para evitar lesiones. Ojalá pueda ser en enero".

"El próximo martes nos vamos a reunir con la consejera y los responsables del IND, a ver qué nos cuentan y a ver qué opinan de nuestros planteamientos. En el fútbol podríamos haber pedido antes los entrenamientos con contacto, porque es un deporte que se hace al aire libre, pero creíamos que todos de la mano. Y así lo hemos hecho".

En cuanto al fútbol sala –que, por entrenar y jugarse en pista cubierta tiene la misma problemática que el balonmano o el baloncesto–, Del Amo dice: "Para algunos clubes va a ser complicado encontrar pistas al aire libre para entrenarse. Tendrán que buscar alternativas".

El presidente de la Federación Navarra de Fútbol admite que no le pierde ojo a las cifras de la pandemia de coronavirus: "Yo todos los días pregunto qué números hay, porque sé que los números nos van a ir marcando lo que podemos hacer. Si el Gobierno nos permite ahora entrenar con contacto es porque algo han visto positivo y porque saben que se están haciendo las cosas bien. Pero hay que seguir igual: solo si somos capacaes de sacrificarnos vamos a tener un beneficio como éste de los entrenamientos con contacto".

"Era necesario, porque los más jóvenes se aburren y lo dejan si no entrenan con contacto"

andrés Garde

Pte. Federación Navarra de Balonmano

"El siguiente paso será la competición, pero habrá que esperar a que las cifras acompañen"

NATXO iLUNDÁIN

Secr. Federación Navarra de Baloncesto

"Si en el deporte hacemos las cosas bien, la gente no se va a contagiar"

Rafa del Amo

Pte. Federación Navarra de Fútbol