Jornada sobre mediación y competitividad empresarial

21.01.2021 | 01:00
Jornada sobre mediación y competitividad empresarial

La mediación es diez veces más ágil y un 78% más barata que el litigio judicial, ya que el tiempo medio de un litigio en España son 560 días, frente a los 50 días en la mediación, y el coste medio de un procedimiento judicial para la Administración son 8.000 euros, mientras que para las partes en mediación son 1.833 euros, según el presidente de la Cámara Navarra de Comercio, Industria y Servicios y de la Corte de Mediación de la Cámara Navarra, Javier Taberna.

Así lo ha manifestado durante el acto de presentación de la primera jornada sobre mediación empresarial y competitividad, celebrada este jueves por la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Servicios de Navarra y el Centro Español de Mediación (CEM), en la que también ha participado el exministro de Justicia y presidente del Centro Español de Mediación (CEM), Rafael Catalá.

Por su parte, Rafael Catalá ha asegurado que la actividad jurisdiccional en España se sitúa por encima de los seis millones de asuntos cada año, lo que "pone de manifiesto la confianza que los españoles tenemos en la Justicia ante cualquier conflicto".

Además, el presidente del CEM ha recalcado que la mediación es un "vehículo adecuado y razonable" para solucionar discrepancias en una etapa como la que estamos viviendo actualmente de crisis sanitaria, que está provocando multitud de conflictos en la interpretación o en la aplicación de los contratos mercantiles de muy diversa índole.

También ha tenido lugar una mesa redonda moderada por el secretario general de la Cámara de España y vicepresidente del Centro Español de Mediación, Adolfo Díaz-Ambrona Medrano, que ha destacado el papel de las Cámaras de Comercio, organizaciones que son "piedra angular de nuestra sociedad porque generan empleo, riqueza y bienestar, para que mejoren su competitividad empresarial".

Durante el encuentro, los ponentes han señalado las ventajas que ofrece la mediación, como el tiempo y la confidencialidad, que evitan que se pueda dañar la imagen y reputación de las compañías, y la especialización de los mediadores, que acompañan a las empresas durante el proceso.

No obstante, los expertos también ha enumerado algunos de los aspectos negativos de la jurisdicción, como el tiempo, la incertidumbre, la dificultad de cobro incluso ganando el caso y las consecuencias en la cuenta de resultados.

Asimismo, la figura de los mediadores también es un aspecto que han destacado los ponentes, así como su papel fundamental para que las mediciones sean rápidas y eficaces.