Gasly domina el primer día en Bahréin ante el "nuevo" Mercedes y los problemas de Alonso

El trazado asiático dio el pistoletazo de salida final para las últimas pruebas antes de encender el próximo 20 de marzo el primer semáforo verde de la nueva temporada

11.03.2022 | 10:14
El piloto francés Pierre Gasly durante los test de pretemporada en Bahréin.

Trece días después de los test de Barcelona, los equipos de Fórmula 1 arrancaron las últimas pruebas de pretemporada este jueves en el circuito de Shakir (Bahréin) a las que Mercedes llegó sorprendiendo con un rediseño de su coche con pontones muy pequeños, pero que parecen no haber llegado a domar en un día en el que el francés Pierre Gasly fue el más rápido con su AlphaTauri, Carlos Sainz (Ferrari) acabó segundo y Fernando Alonso (Alpine) volvió a sufrir.



El trazado asiático dio el pistoletazo de salida final para las últimas pruebas antes de encender el próximo 20 de marzo el primer semáforo verde de la nueva temporada marcada por el cambio de reglamentación técnica y los 'nuevos' monoplazas.

Fue Gasly el que dejó la imagen más representativa de esto casi al final de la jornada, pero todos los equipos lo sufrieron en unos test en los que a diferencia de los de Barcelona son televisados, lo que permite apreciar más estos problemas que padecen los equipos.

Sorprendió la aparición de Mercedes con una novedad en su diseño respecto a hace unas semanas en los primeros ensayos en Montmeló (Barcelona). Así, el 'W13' de Lewis Hamilton y George Russell se presentó en Sakhir con unos pontones muy reducidos como una solución para buscar más ventaja aerodinámica. La marca alemana se presentó con un diseño nuevo de los pontones, pieza que se usa principalmente para refrigerar el motor, mucho más estrecho. La ventaja de esto, a falta de probarlo realmente en pista, es que reduces espacio y por tanto resistencia del flujo de aire que le entra al coche por la parte delantera, lo que permite que este se dirija de forma más eficiente al difusor trasero y, por lo tanto, ganar carga aerodinámica; es decir, tener más agarre en curva.

"Estamos muy orgullosos del concepto, ahora solo tiene que ser rápido", aseguró el 'Team Principal' de la escudería alemana, Totto Wolf, que sabe que cuando alguien pone en un pista "una innovación, luego hay un debate", en relación a su legalidad o no.



Pero más allá de llamar la atención, Mercedes se centró en recabar datos y no en buscar una buena vuelta, lo que se reflejó en sus tiempos ya que el británico George Russell finalizó noveno a dos segundos de Gasly, mientras que su compatriota Lewis Hamilton, quien rodó en la sesión matinal, finalizó undécimo a 2 segundos y 463 décimas de diferencia.

Las 'flechas plateadas' no coparon los primeros puestos y el siete veces campeón del mundo estuvo fuera del 'Top 10' con un mejor crono de 1:36.365, superado casi por medio segundo por su nuevo compañero de equipo en la sesión de la tarde.

El mejor tiempo de este primer día fue para un Pierre Gasly, que con el AlphaTauri y la goma más blanda fue el único capaz de bajar de la barrera del 1:34 ( 1:33.902), para finalizar por delante de los dos Ferrari, que mostraron un buen ritmo y buenas sensaciones.

1:33.902 para el galo con, eso sí, el neumático C5 -el más blando de los que proporciona la marca italiana Pirelli; siendo el único, junto al canadiense Lance Stroll (Aston Martin), cuarto, que marcó su mejor tiempo con este compuesto. Recordar que la gama de gomas va del C1, el más duro, blanco y sin líneas; C2, blanco; C3, amarillo; C4, rojo; hasta el C5, el más blando, rojo y sin líneas.

Por detrás de Gasly quedó el español Carlos Sainz, quien superó en la última media hora de sesión a su compañero de equipo, el monegasco Charles Leclerc. Los Ferrari, que marcaron su tiempo con el compuesto C3, volvieron a ser el equipo que mejores sensaciones transmitió por constancia en las vueltas, fiabilidad y seguridad en cada vuelta que ponían sobre el asfalto de Bahréin.

Y eso que no fue una jornada fácil, ya que los pilotos volvieron a sufrir de 'marsopeo', la traducción al castellano de 'porpoising'. Se trata de los rebotes que sufren a alta velocidad al perder y ganar carga aerodinámica de forma repentina, ocasionado por la vuelta del 'efecto suelo', un concepto aerodinámico que se ha reintroducido para mejorar el agarre de los monoplazas.



Así, el piloto monegasco Charles Leclerc se encargó de conducir el 'F1-75' en la sesión matinal, en la que fue el más rápido con un registro de 1:34.531, que finalmente fue el tercero mejor de esta primera jornada.

Después del parón para comer, fue el turno de Carlos Sainz, que dejó claras también las buenas perspectivas iniciales que hay con el monoplaza de la 'Scuderia'. El madrileño dio 52 vueltas al trazado bareiní, doce menos que su compañero, cuyo crono mejoró en casi dos décimas ( 1:34.359) para acabar por detrás de Gasly.

Peor le fueron las cosas a Fernando Alonso en este primer día en Sakhir. El asturiano también rodó en la tanda vespertina y no se pudo escapar de los problemas en su 'A522', que pasó casi más tiempo en el garaje que en la pista. La marca francesa continúa con problemas después de que el último día en Barcelona rodaran solo 12 vueltas y el español Fernando Alonso, bicampeón del mundo de F1 en 2005 y 2006, rodó solo 24 vueltas por la tarde al tener que volver al garaje durante más de una hora, aunque el equipo no ha especificado la razón de los problemas.

El bicampeón del mundo, con un mejor tiempo de 1:36.745, el duodécimo y por milésimas algo mejor que el de su compañero Ocon.

El galo Esteban Ocon pudo completar 42 vueltas; y ambos se quedaron a 2 segundos y ocho décimas de Gasly. Eso sí, Alonso protagonizó, junto al canadiense Lance Stroll (Aston Martin), el "pique" de estos entrenamientos al adelantarse mutuamente durante varias curvas.



Por último, en cuanto a Red Bull, el actual campeón del mundo, el neerlandés Max Verstappen, no salió este jueves a pista y todo el trabajo lo desarrolló el mexicano Sergio Pérez que acumuló un total de 138 vueltas y un mejor crono de 1:35.977 (décimo).

El "Checo" Pérez, fue protagonista con su Red Bull ya que tuvo un día muy intenso, siendo el que más vueltas completó, sumando 138; más de dos distancias de carrera.

Sus tiempos, con el mejor a 2 segundos de Gasly, no fueron representativos a la hora de establecer conclusiones y tanto Red Bull como Mercedes continúan escondiéndose a dos días de acabar los test.

Eso sí, Pérez fue el culpable de que las pruebas de este jueves acabasen antes de tiempo ya que a falta de ocho minutos para el final sufrió una extraña salida de pista. A baja velocidad ya que dirección de carrera estaba probando el coche de seguridad virtual y en el paso por la curva 9 del circuito de Bahréin, el mexicano iba en segunda marcha cuando, al salir de la curva, pisó el acelerador y perdió el control de su Red Bull, quedándose enganchado posteriormente en la grava; lo que le impidió moverlo provocando la bandera roja que dio por concluida la jornada.
noticias de noticiasdenavarra