la carta del día

Santa Criz, motor económico sin combustible

13.04.2022 | 00:27
Santa Criz, motor económico sin combustible

Los tan esperados presupuestos para el año 2022 fueron aprobados tras tramitar las oportunas enmiendas, entre ellas una relativa a Santa Criz.

Voy a recordar unos acontecimientos no muy lejanos, ni en el tiempo ni en la distancia.

El pasado día 3 de agosto de 2021 nuestra presidenta, María Chivite, junto con Rebeca Esnaola y Susana Herreros, realizaron un viaje, con una maleta muy bien provista de billetes en el maletero del vehículo. En el transcurso del mismo, visitaron el magnífico y esperanzador yacimiento de Santa Criz, en Eslava, Valle de Aibar/Val d'Oibar, siendo detalladamente informadas de los objetivos y sobre todo de la necesidad de continuar las excavaciones, también del programa VESTA 2021-2024. Seguramente miraron y oyeron con gesto de atención, muy diferente a ver y escuchar. Excavación, investigación, educación, divulgación, digitalización... necesidad de profesionalizar la atención al Turismo y su debida estructura. Todo ello para una ciudad romana (y un castro vascón ) única en Navarra y con expectativas de ser de las más importantes del norte peninsular, aunque prefiero pensar que será la mejor. Motivos tiene el yacimiento para pensar así.

Supongo que, sorprendidas por el fantástico criptopórtico y la necrópolis, tuvieron el detalle de abrir el monedero y pellizcar en su contenido, dejando caer unas monedas con el fin de impulsar el proyecto.

Posteriormente acudieron a otro lugar en el que, consultando las hemerotecas: "La presidenta Chivite ha puesto en valor el patrimonio de Navarra y lo vincula a un turismo sostenible, que "apueste por el patrimonio y el desarrollo económico de Navarra". De la misma manera, confía en que las obras de restauración de ambos lugares "suponga un valor en la estrategia transversal de cohesión territorial en la lucha contra la despoblación en Navarra".

Evidentemente, parece ser que construyó unas frases con los abundantes recursos verbales del discurso político, concatenando una serie de palabras y de expresiones que hablan mucho y no dicen nada. ¿Por qué lo digo? Porque no refleja esta posición en los presupuestos y ni un euro recae sobre Santa Criz. Nuevamente. Salvo en las enmiendas.

A todo esto tengo que decir que ese día volvieron a casa con la maleta totalmente vacía. Y eran unos 700.0000 euros, 20.000 de ellos para Santa Criz.

Tenía esperanza en estos presupuestos para 2022, esperanza en que los diferentes partidos, grupos, etc, políticos de esta Comunidad Foral, para los cuales Santa Criz no es desconocida, aprobaran, aunque fuera en fase de enmiendas, una cantidad en la que se justificara todo lo que se ha hablado por su parte acerca de este importantísimo yacimiento, de esta civitas monumental, única en Navarra, enmienda de una cantidad suficiente para proseguir con las excavaciones arqueológicas al menos en el foro, una vez que éste había sido perfectamente delimitado, atrayendo cada vez más turismo que, sin duda, ayudará a levantar esta zona.

Y si no es así lo mejor es que no hablen de Santa Criz como "... motor económico de la comarca", etc, etc... a la vista de las cantidades que se han presupuestado para unos pocos edificios privados: unos cuantos millones de euros. No quiero poner ni cantidades ni nombres porque mucha gente volverá a enfadarse conmigo. Sin embargo pueden ser consultados en los presupuestos de este año, que son públicos.

Millones de euros a unos pocos y 20.000 euros para Santa Criz, cantidad inferior a la del año pasado si tenemos en cuenta la inflación.

También hay que tener muy en consideración que los presupuestos fueron elaborados y aprobados en pleno auge de la economía, muy poco consecuentes con las palabras que más tarde pronunció ese mismo día y también con las que recientemente alababa la gran labor cultural realizada en la Merindad de Sangüesa y los 800.000 euros que estaban presupuestados para ello, por supuesto citando Santa Criz, pero no los 20.000 euros.

Esta vez no estoy decepcionado. Estoy decepcionadísimo, y tengo millones de razones para ello, a pesar de tener 20.000 para no estarlo. "Motor económico", dicen. Qué ironía.

noticias de noticiasdenavarra