El 74% de los españoles que tienen perro o gato pasa mejor el confinamiento

27.04.2020 | 19:55
Imagen de recurso de un perro con su dueña.

MADRID. El 74 por ciento de los españoles que tiene perro o gato pasa mejor el confinamiento, según asegura Fundación Affinity que ha realizado un estudio que concluye también que el 36 por ciento asegura que el confinamiento ha contribuido a reforzar el vínculo que mantiene con su mascota.

Así, el estudio, realizado a 1.300 dueños de perros y gatos mediante cuestionario, añade que la mayoría de los dueños de perros y gatos ha aumentado el tiempo que dedica a interactuar con su animal y compartir momentos de calidad con él, ya que el 59 por ciento de los encuestados asegura acariciarlo más, el 63 por ciento dedica más tiempo a jugar juntos y el 54 por ciento de los dueños de perros afirman que lo cepillan y cuidan más.

El 62 por ciento de los españoles que conviven con uno o más perros considera que el confinamiento ha afectado negativamente a su calidad de vida y muchos ha apreciado cambios en el animal. En concreto, el 40 por ciento señala que su perro o gato demanda mayor atención, que el 25 por ciento está más nervioso y el 20 por ciento, más excitable.

Además, el estudio refleja que el tiempo de paseo ha descendido notablemente, ya que el 52 por ciento de los españoles pasean menos de 30 minutos al día con su perro frente al 11 por ciento que estaba en este grupo antes del confinamiento.

Sin embargo, ahora es una preocupación común el desconfinamiento, ya que los perros y gatos tendrán que volver a adaptarse a estar solos más tiempo en casa.

El estudio ha sido elaborado por Fundación Affinity en colaboración con la Cátedra Fundación Affinity Animales y Salud del Departamento de Psiquiatría de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), que ha analizado los efectos del confinamiento en el vínculo de las personas con sus animales de compañía.

En España el 47 por ciento de los hogares convive con uno o más animales de compañía y de ellos, el 44 por ciento asegura que su perro o gato le ayuda a llevar el confinamiento en los momentos más difíciles.

El 56 por ciento afirma que su perro o gato le hace compañía "constantemente" durante la situación. La directora de Fundación Affinity, Isabel Buil, ha afirmado que la compañía de un animal mejora la longevidad, preserva el equilibrio físico y mental, facilita la recreación y reduce el estrés que sufrimos las personas.

"En esta situación tan extraordinaria, los datos y los testimonios vuelven a demostrar que su impacto en nuestras vidas es mucho más que hacernos compañía", ha afirmado.

Por su parte, el director de la Cátedra Fundación Affinity, Jaume Fatjó, ha señalado que el confinamiento afecta a todos, personas y animales, ya que ellos también han visto modificada su rutina pero ellos no entienden lo que está pasando ya que el bienestar de un perro depende de la práctica de ejercicio físico, la exploración del entorno y la interacción con otras personas y perros.

"Nuestra recomendación es --manteniendo siempre las medidas de higiene establecidas por las autoridades --estimular al animal dentro de casa, prestar especial atención a sus necesidades y tener paciencia ante esta situación", ha indicado.

En cuanto a los gatos, ha explicado que también sufren el confinamiento porque están acostumbrados a estar la mayor parte del tiempo en casa y ahora ven como sus amos ahora también lo están. Se trata de animales que son más independientes y necesitan su espacio. Mientras esto se respete, el bienestar del animal no debería disminuir. En este sentido, y para evitar posibles casos de estrés, la principal recomendación de la Fundación es asegurar es que los padres supervisen el contacto de los niños con sus animales de compañía y puedan marcar límites.

En concreto, el 45 por ciento de los españoles que conviven con un gato no ha percibido cambios notorios en el temperamento de sus gatos. No obstante, el 35 por ciento sí que asegura que su gato le demanda una mayor atención y el 20 por ciento que ven al animal relajado.

El 40% de los encuestados también se muestran preocupados porque la perdida de rutina y normas pueda afectar al comportamiento del perro, y también el mismo porcentaje está preocupado por si el animal no sabe adaptarse de nuevo al día a día una vez se vuelva a la normalidad. Esa es una preocupación mayor entre quienes conviven con uno o más gatos.