Maeztu valora la subida del SMI y se compromete a consolidar la renta garantizada

23.01.2020 | 16:32

Pamplona. La consejera de Derechos Sociales, María Carmen Maeztu, se ha felicitado por el aumento del salario mínimo interprofesional en el pleno del Parlamento, en el que ha mostrado el compromiso del Gobierno de cumplir con el acuerdo programático de consolidar a lo largo de la legislatura el modelo de renta garantizada.

En ese acuerdo se recoge el compromiso de consolidar "el modelo de renta garantizada desplegando su potencial de protección social" y en ese sentido, según ha dicho, una de las tareas a llevar a cabo será el cumplimiento de lo previsto en la ley respecto a los estímulos al empleo y, en concreto, las medidas de deducción fiscal a las rentas de trabajo por cuenta ajena de las personas que se encuentran justo por encima del umbral de la propia renta.

Así lo ha indicado al ser preguntada sobre las medidas y calendario para la ejecución de la tercera fase de la renta garantizada por el portavoz de Podemos-Ahal Dugu, Mikel Buil, quien ha asegurado que "nos tenemos que felicitar de la subida del SMI anunciada ayer".

Y es que, ha apuntado, aunque saben que eso supone un desembolso por parte de las arcas públicas, es "un gasto que evidentemente va a ser rentable social y económicamente". Ha reconocido no obstante que esto no va a resolver el problema de la población que, pese a estar trabajando, se encuentra en situación de pobreza.

En su respuesta, la consejera ha detallado las acciones que están llevando a cabo en relación con la renta garantizada y así ha comentado que en octubre mantuvieron una primera reunión con Hacienda en la que analizaron los elementos que deben tener las medidas fiscales de las rentas de esas personas.

Abordaron cuestiones como la identificación y cuantificación del colectivo al que van dirigidas las medidas, diferencias en la consideración de la unidad familiar, modificaciones informáticas que las medidas requieren, las modificaciones legales que se deben tomar para adecuar la normativa o la evaluación de la propia renta garantizada que está prevista este año y el análisis de incentivos y estímulos al empleo.

Asimismo se valoró la participación en diversas jornadas y se acordó formalizar un grupo de trabajo técnico comenzando en el primer trimestre de 2020 y contando con alguna asistencia técnica por la complejidad de la implantación de estas medidas.

Ha anunciado que está previsto que en la segunda quincena de febrero se vuelva a reunir la comisión, incluyendo al Observatorio de la Realidad Social, y ha comentado que este año en un Congreso de la Red Española de Política Social presentarán las deducciones de la pasada legislatura en el ámbito de las pensiones.

"Estamos ante medidas novedosas que precisan y requieren análisis profundos", ha aseverado.