El Ejecutivo foral negocia cambios en su plan contra los efectos de la guerra

EH Bildu pide ayudas a los ayuntamientos y deducciones a las rentas de menos de 30.000 euros

03.05.2022 | 08:50
Ramón Alzórriz (PSN) y Bakartxo Ruiz (EH Bildu), en un pleno del Parlamento foral. Foto: Iñaki Porto

Pamplona – El Gobierno no tiene todavía los apoyos garantizados para sacar adelante el decreto con las ayudas a los sectores más afectados por la guerra en Ucrania. La situación es parecida a la que vivió la semana pasada el Gobierno de Sánchez, aunque se prevé menos agónica. "Haremos el esfuerzo necesario para aprobar las medidas", subrayó ayer el portavoz del PSN, Ramón Alzórriz. El decreto se vota este jueves.

Entre las ayudas se incluyen diversos aplazamientos en impuestos para algunos sectores económicos y una deducción fiscal del 3% para pymes y autónomos, que tendrá efecto en la declaración del próximo año. Su coste presupuestario es de 20 millones. Algo insuficiente para el resto de grupos, pero un mal menor para los socialistas, que critican que Navarra Suma haya anunciado ya su voto en contra. "Es inadmisible que cuando la ciudadanía pide que los partidos se pongan de acuerdo Navarra Suma se desmarque", denunció Alzórriz, que vinculó la falta de apoyo a la "situación compleja" que vive UPN tras la expulsión de Sergio Sayas y Carlos García Adanero. "Esparza está debilitado y tiene que hacer alharacas en sus convenciones internas", alegó.

Estas críticas no fueron del agrado del líder de UPN. "Alzórriz es un artista de la mentira. Desde la semana pasada no me han llamado", replicó Esparza, que dio por hecho que el decreto saldrá con el apoyo de EH Bildu. "Ahora están en el teatrillo de a ver qué saca, pero que esté tranquilo, que EH Bildu seguro que lo saca. Los presos pesan mucho y ellos quieren seguir blanqueándose", apuntó.

Pero el voto de la formación soberanista no está garantizado todavía. "Estamos hablando con el Gobierno. Vemos un desequilibrio en las ayudas que se plantean por el Gobierno, que están dirigidas a determinadas empresas y sectores profesionales, pero no llegan al conjunto de la población", señaló Barkartxo Ruiz, que reiteró las exigencias de su grupo para apoyar al Gobierno: ayudas a los ayuntamientos y que la deducción afecte a las rentas de menos de 30.000 euros. "Es cuestión de voluntad política. Tenemos la mano tendida para alcanzar un acuerdo", afirmó.

"Tenemos la mano tendida para alcanzar un acuerdo. Es cuestión de voluntad política"

Bakartxo Ruiz

Portavoz de EH Bildu

noticias de noticiasdenavarra