El obispo de Astorga pide seguridad en los espacios eclesiales

Asegura que su objetivo es reparar el daño causado en la medida de lo posible y evitarlo en el futuro

08.02.2020 | 20:35

astorga - El obispo de Astorga (León), Juan Antonio Menéndez, aseguró ayer que uno de los objetivos del órgano puesto en marcha en esta Diócesis para atender a las víctimas de abusos sexuales, el primero de la Iglesia católica española, es que los afectados sean escuchados siempre y asegurar que los espacios eclesiales sean seguros.

Menéndez presidió ayer la presentación de esta unidad para la protección y acompañamiento de víctimas de abusos, que dirige la psicóloga María José Díez Alonso, y de la que también forman parte especialistas en Derecho Civil y Canónico, sacerdotes, psicólogos, otros asesores e incluso una víctima. Su objetivo, según el obispo, es "reparar el daño causado en la medida de lo posible y evitarlo en el futuro".

El prelado, que preside la comisión creada por la Iglesia a finales del pasado año para la prevención y protección de los abusos sexuales a menores, destacó la necesidad de habilitar un órgano de estas características en Astorga, donde se han denunciado varios casos de abusos.

"Las víctimas han de ser acompañadas y hay que tratar de escucharlas siempre. Y lo deben hacer personas con experiencia para lograr ser más eficaces, porque esto no se puede dejar en manos de aficionados", declaró el obispo.

Según Menéndez, uno de los objetivos fundamentales que tiene que conseguir esta iniciativa es "asegurar en la Diócesis que los espacios eclesiales sean seguros".

sensibilizar, formar e informar Agregó que una función "muy importante" de cara al futuro será la de "sensibilizar, formar e informar correctamente" sobre los abusos a menores a todos los fieles, especialmente a los sacerdotes, a los que se están formando como clérigos y a todos aquellos que tienen un trato más directo con los menores.

Precisó que la Delegación "se coordinará con otros órganos de la Diócesis para que todas las organizaciones que tienen a su cargo a niños sepan a que atenerse y qué hacer en cada momento para prevenir abusos y, si se detectan, orientar las actuaciones a seguir".

Por su parte, la directora de esta unidad, María José Díez Alonso, se dirigió a las víctimas para trasladarles su disposición del equipo multidisciplinar creado para "escucharles y ayudarles". - Efe

Lo último Lo más leído