“Me diagnosticaron una enfermedad y tuve que quedarme en Londres”

Isabel Soldevilla es una tudelana que estudió Criminología y realizó un máster en Logística

09.02.2020 | 14:37
Isabel Soldevilla.

pamplona - Isabel Soldevilla es natural de Tudela y tras estudiar Criminología solicitó la Beca Navarra para realizar un máster en Logística y cadena de suministro en Reino Unido con la idea de trabajar en internacionalización de producto alimentario navarro. Ante la falta de oportunidades, aceptó una oferta de trabajo en Ernst&Young como coordinadora de impuestos globales y de ahí a la empresa PwC como auditora financiera.

Pero en 2016 todo se tuerce ya que a Isabel le diagnostican una enfermedad grave que requería un tipo de operación y tratamiento. Médicos navarros me dijeron que el hospital de Londres que me lo detectó era pionero para mi tratamiento, y me aconsejaron quedarme", recuerda. El proceso para curar la enfermedad le supuso siete meses de baja, dos años de control exhaustivo y tres años más de control rutinario, lo que conllevó la imposibilidad de que volviese a Navarra. "El seguro médico de mi trabajo en PwC se hacía cargo de todos los gastos del tratamiento. En aquel momento tuve que anteponer mi salud al trabajo", explica Isabel.

Tras recibir el tratamiento, la joven tudelana comenzó a buscar trabajo en Navarra para así cumplir con los requisitos de la beca. No hubo suerte: "Estuve mucho tiempo buscando empleo, pero no me llamaron de ningún sitio, no sé si porque estaba sobrecualificada o porque no había nada acorde a mi perfil".

En 2018, el Gobierno de Navarra le solicitó el pago de la beca, por lo que Isabel contestó con la documentación relacionada con la enfermedad. A principios de este año volvieron a requerirle más información sobre la duración del tratamiento, a lo que le respondieron "de manera informal" que la comisión lo evaluará pero no tomará una decisión hasta que no se vuelva a reunir. "La comisión solo se reúne una vez al año y tarda mucho en contestar, notamos falta de transparencia", alega.

Ante esta situación, Isabel decidió hace unos meses abonar el importe de la beca más los intereses acumulados -21.638 euros más unos 4.000 de intereses-, dado que no ha recibido ninguna respuesta positiva durante su búsqueda de empleo en Navarra. Además, está a la espera de la resolución que dictamine si debe abonar intereses por el periodo que duró su tratamiento.

"Yo entiendo que tengo que devolver el dinero, ya lo sabía cuando firme la beca, pero he tenido mucha incertidumbre por la falta de transparencia", apunta. - U.Y.