Libertad definitiva para el autor del asesinato de un joven tiroteado en Valtierra en 2012

La Audiencia Provincial desestima el recurso de la madre de Dayan Murillo Blasco

09.02.2020 | 23:42
Javier Samanes Sanz, durante la celebración del juicio.

PAMPLONA - La Audiencia Provincial de Navarra ha autorizado al valtierrano Javier Samanes Sanz, autor del asesinato del joven Dayan Murillo Blasco, al que tiroteó con una escopeta de caza en 2012 en Valtierra, la libertad condicional de forma anticipada al cumplir dos tercios de la pena que le impuso el Tribunal Supremo, que le condenó a 11 años y 3 meses de prisión. La decisión, que es firme, deja a Samanes en libertad tras haber transcurrido tan solo 7 años y 8 meses del crimen, con el resto de la pena suspendida.

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Navarra ha desestimado el recurso interpuesto por la madre de la víctima y ha confirmado el auto dictado el pasado 11 de junio por el juez de Vigilancia Penitenciaria, que ha establecido "varias reglas de conducta" que deberá cumplir Samanes, que ahora cuenta con 37 años, entre las que figuran la prohibición de ausentarse de su domicilio sin la autorización del propio juzgado; comparecer personalmente en el juzgado o departamento de Trabajo Social Penitenciario para informar de sus actividades; cumplir el Plan Individual de Intervención que elabore la Administración Penitenciaria; y abonar la responsabilidad civil pendiente.

El crimen ocurrió sobre las 6.45 horas del 8 de enero de 2012 cuando Dayan Murillo, que tenía 22 años, recibió tres disparos en la espalda efectuados por Javier Samanes en la plaza de los Fueros de Valtierra. Previamente el acusado había ido a su domicilio para coger una escopeta semiautomática, la cual cargó con dos cartuchos de postas y uno de perdigones, con los que causó la muerte del joven que residía en Arguedas, según los hechos declarados probados por el jurado popular que enjuició los hechos.

LAS INDEMNIZACIONES, SIN PAGAR La decisión de la Audiencia Provincial ha rechazado los argumentos de la madre de la víctima, que sostenía que Samanes ni siquiera había abonado hasta mayo de este año el 4% de la responsabilidad civil, ya que tan solo habría pagado 14.919,42 euros de los 401.360,20 euros que sumaban las indemnizaciones. Incidía, además, que en los últimos diez meses habría abonado 792 euros, y destacaba que el compromiso de pago del condenado es el de aportar 60 euros mensuales, de modo que se estima que tardaría 536 años en satisfacer por completo la responsabilidad civil y asimismo argumentaba la peligrosidad del penado, ya que mantenía que durante sus permisos penitenciarios fue visto por testigos portando una escopeta de caza

Desde octubre de 2018, el autor de la muerte de Dayan Murillo ya disfrutaba del tercer grado penitenciario, con la única obligación de tener que dormir en prisión los días entre semana, y desde febrero de este año se mantenía en tercer grado con control telemático, por lo que no tenía que permanecer en prisión en ningún momento.

noticias de noticiasdenavarra