El Gobierno de Navarra ordena el cierre de todos los centros educativos

12.03.2020 | 19:31
Imagen de archivo del colegio Santa Luisa de Marillac

Pamplona. El Gobierno de Navarra ha ordenado el cierre de todos los centros educativos de la Comunidad Foral, desde escuelas infantiles y guarderías hasta universidades, durante al menos dos semanas y a partir de este lunes, aunque se recomienda hacerlo desde mañana viernes.

La medida afecta a 100.000 alumnos, desde educación infantil a bachillerato, y a 10.000 del ciclo 0-3 años, además de los universitarios.

El Departamento de Educación, que va a entregar a los alumnos material curricular de refuerzo durante este periodo, ha decidido que los profesores sí acudan a los centros, salvo que tengan un deber inexcusable de cuidado de hijos.

La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, quien ha comparecido en conferencia de prensa acompañada de todos los consejeros del Ejecutivo, ha declarado que todas las medidas que se están adoptando tienen el objetivo de que el virus "no se propague tan rápidamente".

Chivite ha comentado que las comunidades están trabajando "en absoluta coordinación" con el Gobierno de España para "ir adaptando el escenario a este nuevo contexto".

En ese sentido, se ha acordado suspender la actividad docente presencial en todos los centros educativos desde el lunes, aunque se recomienda a los padres que, si mañana mismo pueden no llevar a los niños al colegio, dejen a sus hijos en casa.

También se suspende la actividad formativa presencial en todas las entidades públicas y privadas, y se deberán cancelar los eventos a cubierto de más de mil personas. Los recintos con capacidad para mil personas o menos, deberán reducir el aforo a un tercio.

Se recomienda a las empresas que ofrezcan la posibilidad del teletrabajo y flexibilidad horaria y que eviten los viajes que no sean imprescindibles. A las personas mayores, pluripatológicas o con enfermedad crónica, se les aconseja no salir de su domicilio.

El Gobierno de Navarra ha reforzado además el servicio del 112, al que se aconseja llamar sólo si se tiene síntomas respiratorios y además se ha viajado a una zona de riesgo o se ha estado en contacto con personas infectadas.

"Es importante el uso racional de todos los servicios públicos" para evitar "saturaciones innecesarias", ha dicho Chivite, quien ha aseverado que son precisas "medidas de distanciamiento social que contribuyan a ralentizar la expansión del virus".

Chivite ha explicado que en este momento no se plantean medidas aplicadas en Italia como el cierre de todos los comercios, aunque ha admitido que, "cuando estemos en otro momento, a lo mejor hay que tomar otro tipo de decisiones".

La presidenta ha señalado que espera que no haya que tomar medidas más restrictivas, pero no se descarta en ningún caso que haya que recurrir a ellas.

El Gobierno de Navarra va a presentar además un decreto con medidas de índole económica para paliar los efectos del coronavirus, ha declarado la presidenta, quien ha afirmado ser consciente de la "preocupación" y "miedo" de los ciudadanos.

Al respecto, ha indicado que se vive "una situación excepcional, inédita en nuestra historia reciente", que exige a toda la ciudadanía "un esfuerzo para ser exquisitos en el cumplimiento tanto de las medidas como de las recomendaciones". La salud pública "nos compete a cada uno de los navarros y navarras", ha recordado.

Chivite ha reconocido que "nos va a costar adaptarnos a ese escenario" generado por el coronavirus y ha pedido a los ciudadanos "compromiso" y "paciencia", porque "saldremos de esta situación".

Respecto a la posibilidad de solicitar a médicos jubilados que se reincorporen temporalmente al Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea, el vicepresidente Javier Remírez ha apuntado que en la sesión de gobierno del próximo miércoles se estudiará esa opción para reforzar el sistema ante la expansión del coronavirus.
noticias de noticiasdenavarra