La nieve blanquea Pamplona y llega hasta el sur de Navarra en una jornada invernal

Se requirieron cadenas en Aralar, pero no hubo incidencias en la red de carreteras

01.04.2020 | 00:24
Un vecino del Casco Viejo de Pamplona observa la nevada, ayer por la mañana. Foto: Iban Aguinaga

PAMPLONA – La nieve se dejó volver a ver ayer en la Comarca de Pamplona, y llegó hasta el sur de Navarra, en una jornada eminentemente invernal, que obligó a volver a encender las calefacciones y sacar los abrigos del armario a quienes pudieran salir del aislamiento para trabajar o comprar productos básicos. Los copos, que cayeron por la noche y a primera hora de la mañana, cuajaron en la capital navarra, pero no ocasionaron incidencias reseñables en el tráfico de la red principal de carreteras que permaneció abierta.

Aunque la nieve fue visible ayer en los márgenes de muchas carreteras y autovías y en localidades navarras, las calzadas en su mayoría permanecieron limpias y a primeras horas de la mañana tan solo fueron necesarias las cadenas para circular por la NA-7510, que lleva a San Miguel de Aralar. Además como es habitual permanecieron cerradas al tráfico la NA-2012 (Otsagabia-Irati) y la NA-2011 (Salazar-Francia).

Ante las previsiones meteorológicas, que anunciaban nevadas en los valles del Pirineo, entorno de Irurtzun y autovías que conectan con el País Vasco, N-121-A, Estella-Lizarra, zona media de Navarra y comarcas de la Ribera, el Gobierno Foral dispuso en la tarde del lunes un dispositivo de vialidad invernal de hasta 69 máquinas quitanieves.

Las predicciones meteorológicas anuncian para hoy cielo muy nuboso o cubierto, con lluvias y chubascos, menos intensos en las comarcas más occidentales. La cota de nieve estará entre 1.400 y 1.700 metros en el Pirineo. Las temperaturas mínimas subirán de forma notable; las máximas subirán ligeramente en general, y de forma más acusada en la Ribera, excepto en el Pirineo, donde bajarán ligeramente, con el viento de componente este con alguna racha fuerte en el este.