Las salas de cine se mantendrán cerradas por la falta de estrenos

Esperarán a completar una programación “atractiva” para volver a la actividad a partir del 26 de junio

24.05.2020 | 01:22

PAMPLONA – Con el paso a la fase 2 de la desescalada, las salas de cine estarán mañana en disposición de poder abrir sus puertas al público con un aforo limitado al 30% de sus butacas. Sin embargo, la escasez de oferta de películas ha llevado a las empresas exhibidoras a posponer su reapertura hasta que completen una programación que atraiga a los espectadores, con miras al 26 de junio y 3 de julio.

"Ahora mismo no hay producto, porque todas las distribuidoras han parado sus películas. No podemos ofrecer una programación lo suficientemente atractiva y tener que abrir con un tercio del aforo dificulta más la situación a nivel comercial", afirma Carlos San Julián, responsable de programación de Cines Golem, que cuenta con salas independientes (Golem Bayona y Golem Yamaguchi) y también gestiona los cines en el centro comercial de La Morea (Galar).

Tampoco las salas situadas en el centro comercial Itaroa (Huarte), que gestiona Cine Yelmo, ni las ubicadas en el centro comercial Las Cañas (Viana), abrirán a partir de mañana lunes sus puertas. "Entendemos que Cine Yelmo quiere hacer una apertura global en todas las salas, aunque no tenemos información al respecto", indica Patxi Biurrun, gerente de Itaroa. "El primer estreno, la tercera parte de la trilogía de Baztan, no llegará hasta junio. Así que el cine va a retrasar su apertura", confirma Juan José Arriola, responsable del centro comercial Las Cañas.

Las fechas que el sector toma como referencia para retomar la actividad son el 26 de junio y el 3 de julio. "H ay un compromiso para que la mayor parte de las salas estemos abiertas para dentro de un mes", apunta Carlos San Julián, que no prevé que las salas de Golem retomen la actividad antes de un mes. "Mientras tanto nos hemos metido en la aventura del autocine en el Navarra Arena", añade.

Mientras tanto, las salas de cine están trabajando en la planificación para la nueva normalidad, estudiando medidas de distanciamiento y aprovisionándose de material sanitario y de higiene para sus propios trabajadores y para sus clientes.