El TSJN avala la prórroga de las restricciones en Navarra por la necesidad de reducir los contagios

La Sala de lo Contencioso entiende que son proporcionadas y que los informes aportados constatan la mayor ocupación hospitalaria

28.01.2021 | 13:03
Sanitarias, con una PCR.

La Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) ha avalado la prórroga de las medidas restrictivas aprobadas por el Gobierno de Navarra hasta el próximo 11 de febrero, como son el cierre de los bares a las 21.00 horas, la clausura de los interiores de los locales de hostelería y la reducción al 30% de los aforos en las grandes superficies.
En un auto emitido ayer, el TSJN indica que "tales medidas son necesarias y proporcionadas para reducir la interacción personal y efectivas para reducir la transmisión del virus y están debidamente avaladas por razones y criterios de carácter epidemiológico y sanitario y reúnen la nota de imprescindibilidad o necesidad". Así, con el criterio favorable del Ministerio Fiscal, profundiza en el hecho de que "desde el día 29 de enero hasta el día 11 de febrero, por lo que, también desde el punto de vista temporal, se consideran proporcionadas en las circunstancias actuales de la evolución de la pandemia".
El Gobierno de Navarra aportó a la Sala para justificar la prórroga de dichas medidas el informe de la directora gerente del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra en el que se desprende que en la semana del 18 al 24 de enero se han confirmado 1.645 casos por PCR o antígeno (249 por 100.000 habitantes), "con un aumento del 14% respecto a la semana anterior. Desde la última semana del año 2020 se ha roto la tendencia anterior, de descenso de contagios y los casos aumentaron un 34%".
A mayor abundamiento, "ello hace que los indicadores del nivel de transmisión estén en un nivel de riesgo muy alto", según señala Salud Pública. Así, los especialistas destacan que "las mayores tasas se siguen observando en el grupo de 15 a 34 años (330 por 100.000) y todavía es muy alta en mayores de 74 años (233 casos por 100.000 habitantes. Esta situación aumenta el riesgo de hospitalización y mortalidad de las personas de mayor edad", uno de los puntales que sostienen la prolongación de las restricciones.
El informe de los técnicos de Salud Pública también añade que "los indicadores epidemiológicos de transmisión de enfermedad reflejados en la incidencia acumulada a los 14 y 7 días tanto en población general como en mayores de 64 años están en un nivel de riesgo muy alto y con una tendencia creciente, y los niveles de ocupación hospitalaria tanto en camas de agudos como en camas UCI ocupadas por pacientes Covid también en una tendencia creciente y ya marcan también un nivel de riesgo alto".
Por último, concluye el informe que se debe insistir "en la experiencia de que las medidas restrictivas tienen efecto en los indicadores de incidencia a las 2-3 semanas y en los indicadores de ocupación asistencial, que continúan creciendo, aún 2 semanas más tarde".