Cuatro intoxicados por monóxido de carbono en una vivienda de Beriain

Un varón de 48 años, una chica de 15 y un chico de 17 años, trasladados en ambulancia al hospital

21.11.2021 | 10:13
En el centro de la imagen, vivienda de Beriáin en la que se ha registrado el suceso.

Cuatro personas han resultado intoxicadas por inhalación de monóxido de carbono (CO), y tres de ellas han tenido que ser trasladadas al Hospital Universitario de Navarra, en una vivienda de Beriain.

Una llamada recibida a las 23.27 del sábado horas en el teléfono 112 de SOS Navarra alertaba de que las cuatro personas que se encontraban en la vivienda unifamiliar situada en el número 26 de la calle Iparberoki de Beriain sentían mareos y que incluso una de ellas se había desvanecido. Han acudido bomberos del parque de Cordovilla que han comprobado con el explosímetro altos niveles de CO, por lo que han procedido a ventilar las estancias de la casa mientras eran evacuadas en ambulancia tres personas, un varón de 48 años y una chica de 15 y un chico de 17 años. Una mujer ha sido atendida en el lugar por el equipo médico desplazado por la sala de gestión de emergencias de SOS Navarra.

La emanación de gas parece haber tenido su origen en el mal funcionamiento de un grupo electrógeno situado en el sótano de casa. La Policía Foral se ha hecho cargo de la investigación del suceso.

La intoxicación por monóxido de carbono sucede cuando se acumula monóxido de carbono en el torrente sanguíneo. Cuando hay demasiado monóxido de carbono en el aire, el cuerpo reemplaza el oxígeno en los glóbulos rojos con monóxido de carbono. Esto puede generar un daño grave en el tejido, o incluso la muerte.

El monóxido de carbono es un gas incoloro, inodoro, insípido producido mediante la combustión de gasolina, madera, propano, carbón y otros combustibles. Los aparatos eléctricos y los motores que no se ventilan de forma adecuada, en particular en espacios cerrados o sellados herméticamente, pueden generar que el monóxido de carbono se acumule hasta alcanzar niveles peligrosos.

Síntomas más habituales

  • Dolor de cabeza sordo
  • Debilidad
  • Mareos
  • Náuseas o vómitos
  • Falta de aire
  • Desorientación
  • Visión borrosa
  • Pérdida del conocimiento

La intoxicación por monóxido de carbono puede ser particularmente peligrosa para las personas que estén durmiendo o estén ebrias. 

Existen precauciones simples con las cuales se puede prevenir la intoxicación:

Instala detectores de monóxido de carbono, abre la puerta del garaje antes de arrancar el coche, usa los dispositivos a gas según sus recomendaciones, nunca uses una cocina u horno de gas para calentar la casa, o asegúrate de que los electrodomésticos y motores que usan combustible tengan la ventilación necesaria. Si tienes chimenea, mantenla en buen estado.

noticias de noticiasdenavarra