Los familiares del Villa de Pitanxo no notan "ayuda ni amparo"

Denuncian la falta de información que reciben acerca de los tripulantes del barco y lamentan que se haya abandonado la búsqueda "en menos de 48 horas"

17.02.2022 | 18:02
María José do Pazo recibe consuelo por trabajadores del Puerto de Marín.

Familiares de las víctimas del naufragio del Villa de Pitanxo en Terranova (Canadá) han denunciado este jueves la "falta de información" que reciben acerca de sus familiares y lamentan no notar "cooperación, ayuda ni amparo" por parte de las autoridades.

"Estamos pasando un dolor muy grande por las pérdidas y esto todavía lo acrecienta más", ha señalado María José de Pazo, hija del jefe de máquinas del barco, Francisco de Pazo.

Arropada por numerosos allegados de los marineros, ha lamentado que el Gobierno "calle y aplauda" que se hayan abandonado la búsqueda "en menos de 48 horas" utilizando como "excusa" que sus familiares "no están vivos".

"Desafortunadamente ya sabemos que no están vivos, pero son doce personas que no merecen que se les abandone", ha señalado la hija del jefe de máquinas del barco.



Si Canadá "no quiere poner los medios" para continuar la búsqueda, ha reclamado la mujer, "que los ponga España porque los que están allí son españoles", ya que considera que "eso es estar con las familias", que lo que quieren es que "todo se agilice".

España, según María José de Pazo, "tiene barcos y tiene aviones", por lo que se ha preguntado "qué están haciendo todo este tiempo", en lugar de enviarlos al lugar del naufragio "para una labor como esta y traer a casa a nuestra gente".

Ha denunciado además que "tantos días después", las autoridades canadienses no hayan identificado aún "a todo el mundo" y ha agradecido el trabajo de los barcos de pesca que colaboraron en las tareas de rescate.

"Ellos sí mostraron empatía con el dolor de las familias y con sus compañeros que están debajo del agua", ha subrayado, porque considera que "gracias a ellos se salvaron tres personas".

A esos barcos de pesca "no se les puede pedir que sean barcos de salvamento", ha añadido.

"Nos pidieron calma y la mantuvimos"

Cristofer González, hijo de Fernando González, otro de los tripulantes, ha reiterado por su parte que "lo único que pedimos" es que haya "transparencia" en la información del naufragio porque "nos pidieron calma y la mantuvimos dentro de esta complicada situación".

Ha censurado que "vemos información por todos lados y nosotros no tenemos ninguna" y ha añadido que si no se hubiesen puesto en contacto con las autoridades "yo aún no sabría que mi padre está en el fondo del mar ni sabemos que suspenden la búsqueda".

"No tenemos información de nada", ha afirmado González, que asegura que esta información no llega "ni desde la política, ni de la armadora, ni desde nadie", por lo que las familias "estamos a ciegas" en toda esta situación.
noticias de noticiasdenavarra