mirarte

Hablan las chicas prepago

02.06.2020 | 01:33
Hablan las chicas prepago

Isa Sáez realiza un cortometraje basado en el testimonio de dos mujeres que trabajan en el mundo de la prostitución en Pamplona. Consciente de que es un tema controvertido, aclara que la película pone el foco en dos personas, en nadie más.

"Elena se hace pasar por fotógrafa erótica para conocer mejor el mundo de la prostitución. Quiere entrevistar a mujeres que trabajen como putas para su próximo cortometraje. Tras una sesión, Nerea acepta ser entrevistada en un bar a las afueras de Pamplona. Una conversación que nos trasladará a viajes de negocios por toda Europa, mazmorras de sadomasoquismo, la crianza de un bebé, el naufragio por varios cursos del INEM y el desarrollo de una doble vida". Esta es la sinopsis del cortometraje Chicas prepago, que reanudará su rodaje, interrumpido por la pandemia, a finales de junio. Y para poder hacerlo, ha iniciado una campaña de micromecenazgo en Verkami, donde las personas interesadas podrán conocer en detalle los planteamientos de este proyecto de Isa Sáez que se basa en los testimonios reales de dos mujeres. Las contribuciones también pueden hacerse a través del programa Mecna del Gobierno de Navarra.

Consciente de la controversia que existe en torno al tratamiento de esta temática, la realizadora no solo quiere dejar claro que esta película habla de dos casos muy concretos, y de nadie más, sino que, además, anuncia su intención, en un proyecto futuro, de adentrarse con una mayor profundidad y diversidad en este ámbito a través de las casi diez entrevistas con distintas mujeres que ha mantenido en estos años. Todo partió del interés de Sáez, coautora del documental Zauria(k)-Herida(s), por la erótica y la sexualidad femenina "desde una perspectiva respetuosa con los cuerpos" y alejada de la cosificación de la mujer. Durante un tiempo trabajó en Madrid como fotógrafa y realizadora audiovisual de vídeos eróticos, habitualmente para particulares, "y vi que este medio me podía servir para adentrarme en el mundo del trabajo sexual". En ese momento decidió anunciarse en páginas de contactos "para conocer a mujeres relacionadas con el mundo de la prostitución". Al principio hizo varias sesiones de fotografía, "pero en muy pocas ocasiones ellas accedieron a las entrevistas", así que acudió a asociaciones de Pamplona, Madrid y Barcelona para contactar con algunas que sí se pusieron ante su cámara de vídeo. En estos momentos, Isa Sáez ha reunido nueve testimonios que reflejan "realidades muy diferentes". "No todas se parecen a las que hablan en este cortometraje. Por lo que yo he visto, la prostitución, el trabajo sexual y la trata son mundos diferentes; el elemento en común es que se da sexo a cambio de dinero, pero las situaciones de las personas y los motivos que les han llevado a ellas son distintas".

nerea y luz En concreto, Chicas prepago habla de dos mujeres que "tienen historias similares a las de otras", pero que son las suyas. Son Nerea y Luz –nombres ficticios– y cuando fueron entrevistadas ambas vivían en Pamplona. Nerea es una mujer vasca que después de trasladarse a la capital navarra, y a través de amigas, comenzó a conocer el mundo del trabajo sexual "y decidió tener clientes más o menos asiduos y ejercer en una casa alquilada junto con otras compañeras". En su caso, "ella vive en otro sitio y gestiona su dinero directamente". Y Lus es una persona migrante que llegó a Europa hace casi 20 años y que, aunque intentó buscar otros trabajos, como no tenía los papeles en regla y "necesitaba sobrevivir", empezó a ejercer la prostitución. Actualmente, y después de formarse en distintos cursos, trabaja como cuidadora de personas de la tercera edad, "pero reconoce que las condiciones laborales y económicas son tan precarias que en ocasiones tiene que volver a ese mundo".

ficción con palabras reales En sus testimonios, las dos hablan también de lo que es la vida de cualquier mujer. Por ejemplo, Nerea tiene una hija, "y su preocupación principal es su bienestar". Y Luz "da mucho valor a las amistades y a tener un círculo de seguridad para poder salir adelante".

Chicas prepago es un cortometraje de ficción, ya que tanto Sáez como las dos protagonistas están interpretadas por actrices, "y también he querido hacer mucho hincapié en ese momento en el que lo que estas mujeres te cuentan te va cambiando el imaginario personal con el que inicias las entrevistas". Y todo el que vea la película también descubrirá "una Pamplona desconocida". "Las mujeres de Pamplona tienen en casa hombres que no se imaginan cómo son", cuenta la directora que le comentaban las dos entrevistadas.

más

El corto. Chicas prepago.

Dirección. Isa Sáez.

Equipo. Se ha realizado una apuesta para que casi todo el equipo esté formado por mujeres.

GeneraZinema. El corto recibió ayudas del Gobierno de Navarra y ha grabado ya una primera parte que les servirá de teaser. Entre finales de junio y principios de julio reanudarán el rodaje y después de la postproducción quieren tener finalizado para noviembre. Tras lo cual llegarán los festivales y otras citas.

¿Será un capítulo cero? Isa Sáez comenta que le gustaría que Chicas prepago fuera el capítulo cero de un proyecto más amplio –largo documental o serie– que aborde las distintas perspectivas de este tema tan complejo.