Pamplona Reclassics

Fin de fiesta musical en la Ciudadela

La primera edición del festival cerró anoche con actuaciones de siete intérpretes seguidas de un sesión de DJ

02.08.2020 | 01:28
Sobre estas líneas, imagen del concierto fin de fiesta de Pamplona Reclassics celebrado anoche en la Ciudadela.

pamplona – Anoche se puso el broche de oro a la nueva cita estival que ha supuesto el Festival Internacional de Música Pamplona Reclassics. Un programa de cinco días de conciertos que han acercado la música clásica a públicos muy diversos en la Ciudadela.

El recital de anoche, que arrancó a las 21.30 horas, fue el concierto fin de fiesta de esta primera edición, y contó con la actuación de siete intérpretes: Raquel Andueza (soprano), Jesús Fernández Baena (tiorba), Judith Jáuregui (piano), Erzhan Kulibaev (violín), Jesús Reina (violín), Isabel Villanueva (viola) y Damián Martínez Marco (cello).

Los músicos deleitaron al público congregado en Ciudadela con un repertorio en el que sonaron composiciones de Haendel/Halvorsen (Passacaglia en sol menor para violín y viola), Béla Bartók (Danzas populares rumanas, con arreglo de E.Kulibaev; Danza del bastón; Danza en ruedo; Pe loc-Pisando; Buciumeana-Danza de Bucium; Poarga Româneasc?-Polka rumana; y M?run?elul-Pasos cortos) y Antonín Dvorak (Quinteto en La Mayor para piano y cuerdas No.2 Op.81; Allegro, ma non tanto;Dumka: Andante con moto;Scherzo-Furiant: molto vivace; Finalle: Allegro), así como bailes populares cantados del siglo XVII y reconstruidos por Álvaro Torrente para voz y tiorba (Zarabanda del catálogo, Arrojome las naranjicas, Jácara de la trena).

La velada no terminó con este concierto. A partir de las once y media de la noche se pudo disfrutar, en el programa #afterclassics, de música a cargo de DJ EL_TXEF_A (Aitor Etxebarria).

Pamplona Reclassics ha celebrado su primera edición con la "ilusión de replantear y acercar la música clásica a la sociedad actual", en palabras de la directora y fundadora del festival, la violista pamplonesa Isabel Villanueva, quien se ha propuesto con esta cita llegar a todos los públicos, "desde los más exigentes y habituales amantes de la música clásica hasta los que se acercan con la curiosidad del que no conoce".