1ª nacional femenina

A por un escalón más

el malkaitz y el baztango luchan a partir de hoy en basauri y gavá, respectivamente, por una plaza de ascenso a la división de honor plata

09.02.2020 | 07:50
El Malkaitz, con el técnico Amaiur Guindeo en el centro, disputará su tercera fase de ascenso consecutiva.

El Malkaitz y el Baztango luchan a partir de este viernes en Basauri y Gavá, respectivamente, por una plaza de ascenso a la División de Honor Plata.

24

equipos. La fase de ascenso a la División de Honor Plata femenina la disputarán, desde hoy y hasta el domingo 12 de mayo, 24 equipos repartidos en seis grupos y en seis sedes diferentes.

los grupos

Grupo A (Porriño-Pontevedra). Balonmano Porriño, EMD Aceuchal, KTM Valsequillo y BM Zamora.

Grupo B (Camargo-Cantabria). El Pendo Camargo, CB Jarrilleras, BM Rocasa y BM Moaña.

Grupo C (Basauri-Bizkaia). Indupime Basauri, Novadmin Handbol Pardinyes Negre, Codema y Malkaitz Eskubaloia.

Grupo D (Gavá-Barcelona). Handbol Gavá, Ribera Alta L'Alcudia, Baztango Kirol Taldea y BM Ágreda.

Grupo E (Pedro Muñoz-Ciudad Real). Deportivo Retamar CB, BM Triana, Ciudad Real e Ikasa Madrid.

Grupo F (Torrevieja-Alicante). Peluquería Estética Maylu Mare Nostrum, Balonmano Águilas, CD Iplacea y Vícar Bahía de Almería.

partidos del malkaitz

Malkaitz - PardinyesHoy, 18.15

Malkaitz - CodemaMañana, 16.30

Basauri - MalkaitzDomingo, 12.00

partidos del baztango

Gavá - BaztangoHoy, 19.00

BM Ágreda - Baztango Mañana, 20.30

Baztango - L'AlcudiaDomingo, 10.30

seis plazas

Los seis primeros clasificados de cada grupo obtendrán el premio del ascenso al segundo peldaño del balonmano nacional femenino.

plata femenina

Tres equipos navarros representados. La División de Honor Plata femenina, en estos momentos, cuenta con tres representantes navarros: el Gurpea Beti Onak de Villava-Atarrabia, el Lagunak de Barañáin y el BM Loyola de Pamplona.

pamplona - Los equipos de Primera Nacional femenina Malkaitz Eskubaloia y Baztango Kirol Taldea empiezan hoy una nueva batalla. La que les llevará a luchar por una categoría más ambiciosa: la División de Honor Plata. Basauri y Gavá serán las sedes donde los dos clubes navarros disputarán, a partir de hoy y hasta el domingo, la fase de ascenso al segundo escalón del balonmano nacional. Y allí, ante rivales de un gran potencial, tratarán de alzarse con el gran premio.

El Malkaitz, que finalizó primero la Liga regular y quedó campeón de Navarra en la Final 4, no tendrá que desplazarse mucho. La localidad vizcaína de Basauri es su destino y allí se medirá a equipos como el Indupime Basauri -las anfritrionas-, el Handbol Pardinyes de Lleida o el Codema de Asturias. Por su parte, el Baztango finalizó segundo la competición regular y, a pesar de que en la Final 4 quedó apeado en semifinales por el Beti Onak, ha decidido aceptar y no renunciar a una de las plazas vacantes para esta fase final. A lo largo de la temporada ya han demostrado suficientes credenciales para disputarla. Gavá, en Barcelona, será su sede y allí se verá las caras con Handbol Gavá, Ribera Alta L'Alcudia de Valencia y BM Ágreda de Zaragoza.

Un total de 24 equipos, repartidos en seis grupos y seis sedes por toda España, optarán a subir a la División de Honor Plata femenina. Los seis primeros de cada grupo obtendrán el premio. Por una de esas plazas, lucharán burladesas y baztanesas. Por jugar la temporada que viene mano a mano con Gurpea Beti Onak, Lagunak y BM Loyola, los tres representantes navarros en la categoría.

ilusión y lucha

Cualidades sobre la pista

Los dos equipos navarros tienen claro que, a partir de hoy, sobre la cancha desplegarán ante todo dos cualidades: ilusión y lucha. Amaiur Guindeo es el entrenador del Malkaitz y confiesa que la plantilla está "con muchas ganas" de disputar esta fase de ascenso y lograr por fin, tras dos intentos consecutivos, el ansiado ascenso. "Es la tercera vez consecutiva que vamos a jugar esta fase. Subir es un objetivo y una ilusión que tienen las jugadoras, que tiene el club y que tengo yo también", reconoce. El técnico txantreano, que el 18 de mayo cumplirá 21 años, lleva cuatro entrenando a clubes del Malkaitz: fue segundo con el Infantil B, con las Cadetes alcanzó el subcampeonato de España en su segundo año y esta es su primera temporada con el Primera Nacional. Pese a su juventud, está curtido en esto del balonmano y sabe que no será fácil. "Nos enfrentamos a primeros y segundos de España y hay mucho nivel", advierte.

El primer partido será hoy a las 18.15 horas ante el Pardinyes, conjunto que, como catalán que es, le infunde "respeto. Seguro que es un equipo rápido, fuerte y con calidad". El Codema asturiano supondrá el segundo escollo, ya mañana. "Hemos visto algún vídeo y hemos oído que es gente muy veterana, algo que siempre es un plus, teniendo en cuenta además que la media de edad de nuestro equipo estará en unos 21-22 años". Finalmente el Basauri, contra el que jugará el domingo, es un rival ya curtido en fases de ascenso, por las que ha apostado muy fuerte en los últimos años. "Es la segunda vez que la organizan en casa y van a por todas. El club quiere tener un equipo en Plata. De llegar ambos con opciones al tercer partido, será como una final", constata el entrenador del Malkaitz burladés.

Ante este panorama, Amaiur Guindeo aboga por que sus jugadoras desplieguen su mejor arma: el juego colectivo. "Saben jugar en equipo. Todas las jugadoras se combinan muy bien, incluidas las Juveniles que nos han ayudado esta temporada y que también vendrán". Confía en que este potencial, esta cualidad, les permita "afrontar la fase con competitividad". Sin olvidar, por supuesto, en que las jugadoras deben también "disfrutar" de esta experiencia.

apurando el viaje

Exámenes primero y a jugar

El Baztango Kirol Taldea partirá hoy en autobús hacia Gavá, después de que las jugadoras que cursan 2º de Bachiller cumplan con uno de sus exámenes. "Es lo que hay", comenta su entrenadora, Ainhoa Astiz.

El club baztanés completó una excelente Liga regular, quedando a tan sólo un punto del líder Malkaitz. Y, aunque la Final 4 no fue todo lo bien que hubiesen deseado, quedando apeadas en semifinales, finalmente podrán disfrutar de este "gran premio. Después de la Final 4 ya estábamos con el chip cambiado, entrenando de la misma manera porque nos encanta y, de repente, hace dos semanas nos llaman para ofrecernos la plaza. Fue un subidón", reconoce Astiz.

El Baztango cuenta con un equipo muy joven, con jugadoras que nunca habían disputado ni siquiera una Final 4 y menos un ascenso a Plata. "En el equipo hay unas 5 o 6 séniors que hace unos años jugamos en Castro una fase así, pero para la mayoría de la plantilla es la primera". Es por eso que la ilusión no falta. Las ganas por completar el mejor papel sobran. Pero la entrenadora de Lekaroz, de 24 años, sabe muy bien cuál es el espíritu con el que viajan a la localidad barcelonesa de Gavá. "Vamos a disfrutar, también a competir con todo y contra todo, pero sabiendo muy bien de dónde venimos. Siendo muy conscientes de que para nosotras esto es un premio. Lo haremos lo mejor posible, disfrutaremos mucho, pero sin ninguna presión ni agobio. Creo que este equipo dará mucho que hablar sobre todo dentro de unos años, si nos mantenemos todas juntas".

Ainhoa Astiz, que durante un tiempo combinó las labores en la pista, como una jugadora más, con las de entrenadora, sobrellevará esta vez los nervios de la fase de ascenso exclusivamente desde el banquillo. En cuanto al grupo al que deberán enfrentarse, la preparadora baztanesa explica que el "principal favorito" será "el equipo de casa". Un Handbol Gavá con el que se verán las caras hoy a partir de las 19.00 horas. "Por lo que hemos podido mirar, parece ser que será el favorito. Además, en Catalunya hay mucha tradición de balonmano, apuestan por él, y serán fuertes". El segundo rival, mañana, será el BM Ágreda, "bastante parecido a nuestro equipo, según lo que sabemos", con "gente de casa" y que "irá a por todas con lo que tiene". Finalmente, el último escalón será el Ribera Alta L'Alcudia valenciano. "Parece experimentado. Será el tercer partido que nos toque jugar, por lo que supongo que los dos equipos llegaremos físicamente mermados".

Que es difícil, lo saben. Que van a ir a competir dejándose la piel es algo que ya advierte la entrenadora del Baztango. El nivel de balonmano "es altísimo" en esta fase de ascenso. Un aliciente más para las baztanesas que, además, son conscientes del esfuerzo económico que vecinos del valle navarro han hecho para que esta batalla sea una realidad. A todos agradecen este esfuerzo. Un motivo más para demostrar su espíritu guerrero.