jugadoras del Super Amara Bera Bera

Las navarras Leire Aramendía y Maite Zugarrondo se retiran

liga los estudios y el tema laboral son el motivo de la extremo y la conciliación familiar, el de la meta

09.02.2020 | 09:14
Leire Aramendía, en su presentación con el Bera Bera, y la portera pamplonesa Maite Zugarrondo.

LIGA FEMENINA | Los estudios y el tema laboral son el motivo de la extremo y la conciliación familiar, el de la meta.

pamplona - Las jugadoras navarras del Super Amara Bera Bera Maite Zugarrondo y Leire Aramendía anunciaron ayer, dos semanas después de proclamarse campeonas de la Copa de la Reina de nuevo, que abandonan el balonmano. La conciliación familiar, en el caso de la portera pamplonesa, y la incompatibilidad con los estudios y el trabajo, en el de la extremo lerinesa, son los motivos que les han llevado a tomar esta decisión, que dieron a conocer ayer en una rueda de prensa conjunta acompañadas de la responsable de balonmano del club guipuzcoano, Tati Garmendia.

La guardameta Maite Zugarrondo, de 30 años, se despide del balonmano profesional después de una trayectoria que comenzó en las categorías inferiores de Anaitasuna y que le ha llevado a pasar por equipos como el Itxako o el Alcobendas. Durante las últimas cinco temporadas ha vestido la camiseta guipuzcoana, con la que ha ganado cuatro Ligas, un subcampeonato liguero y cuatro Copas de la Reina. "Tengo en acogida a mis dos sobrinas pequeñitas y se me hace muy difícil conciliar mi vida de madre soltera con el balonmano a este nivel. Voy a buscar un futuro y una estabilidad para ellas en Pamplona, que creo que es lo mejor", explicó la portera navarra muy emocionada.

Zugarrondo agradeció el apoyo del Bera Bera y aseguró haberse sentido muy arropada en su situación familiar. "Tengo que agradecer a las jugadoras del equipo por ser izebas de mis hijas, al cuerpo técnico por hacerme la vida muy fácil y al club porque, desde que se presentó esta situación hace dos años, me ha apoyado en todo", insistió.

La portera navarra, además, dijo estar "muy orgullosa" por retirarse "en un club como este". "Es el mejor club femenino de España, que prima el valor de las jugadoras y lucha por cada una de ellas. En lo deportivo me llevo muchos títulos, celebraciones y amistades. No es un agur, sé que voy a seguir viniendo", afirmó la pamplonesa, que hace dos años pasó también por una difícil situación, al sufrir una pericarditis.

Por su parte, Leire Aramendía, de 26 años, dice adiós a la alta competición después de un último año complicado, en el que tuvo que recuperarse de una grave lesión de rodilla, que le obligó a pasar dos veces por el quirófano y que le apartó de la pista durante diez meses. No obstante, su decisión de retirarse no guarda relación con esta circunstancia. "Estudié Bioquímica y es incompatible con este deporte. No se puede compaginar un trabajo con el deporte a este nivel y decidí decantarme por mis estudios", destacó. "No es la mejor manera ni la que me hubiera gustado -por perderse casi toda la temporada debido a la lesión-, pero desde hace bastante tiempo sabía que mi carrera profesional era lo primero", añadió.

Aramendía, que también defendió los colores del Itxako y del Alcobendas, termina una etapa de tres temporadas con el Bera Bera, equipo con el que ha ganado dos Ligas, un subcampeonato liguero y dos Copas de la Reina. Aun así, pese al éxito de su trayectoria, la extremo de Lerín tenía claro su futuro: "Son ya ocho años de profesional. En cualquier deporte, cuando llegas a un cierto nivel, no puedes compatibilizarlo con un trabajo de ocho horas diarias. Desde que empecé a estudiar sabía que el balonmano no iba a durar hasta los 35 años".

Tras dejar la elite, la navarra no tiene intención de seguir vinculada a ningún club de balonmano aficionado e insiste en que a partir de ese momento "me voy a dedicar a mi trabajo".

en la lucha por la liga Zugarrondo y Aramendía dejarán el balonmano profesional una vez finalice la Liga Guerreras Iberdrola. Todavía quedan dos jornadas para que la competición concluya y su equipo, el Super Amara Bera Bera, se mantiene en la lucha por alzarse con un nuevo título liguero. No lo tiene fácil, ya que no depende de sí mismo.

Las donostiarras son segundas con 39 puntos a dos del líder, el Rocasa Gran Canaria. El primer paso del equipo dirigido por Imanol Álvarez pasa por ganar hoy en casa ante el Liberbank Gijón y esperar un pinchazo de las canarias en la pista del Aula Alimentos de Valladolid.