El día 4 vuelve el fútbol sala, si Jaén quiere

El conjunto jienense fue el único que se opuso a adelantar el inicio de liga del 18 al 4 de octubre en la reunión mantenida por todos los presidentes de los clubes de Primera

02.09.2020 | 01:07
Bynho pugna por un balón con Francisco Peña en el partido entre Osasuna Magna y Jaén Paraíso Interior de la temporada pasada en el pabellón Anaitasuna.

La Liga Nacional de Fútbol Sala comenzará el día 4 de octubre, si Jaén quiere. En la reunión que mantuvieron ayer los presidentes de los clubes de Primera División, todos, a excepción del conjunto jienense, estuvieron de acuerdo en regresar a la competición lo antes posible; esto es, el 4 de octubre.

La Federación Española de Fútbol decidió el martes que la Liga Nacional de Fútbol Sala comenzara el 18 de octubre. Eso sí, se dejaba la opción de adelantar el inicio unos días –nunca antes del 4 de octubre– si había unanimidad entre los clubes. Los presidentes de Primera se reunieron este martes para explorar esta opción, que contó con el apoyo de todos los implicados, salvo del Jaén Paraíso Interior.

La Liga Nacional de Fútbol Sala debería haber empezado el 5 de septiembre, este fin de semana. Sin embargo, sin un protocolo sanitario ni un calendario, era algo que se antojaba imposible. Y así ha sido. Apenas cinco días antes del inicio de la competición, la Federación anunció el aplazamiento de la Liga hasta el 18 de octubre, aunque podría ser el día 4 de octubre si todos los clubes se ponen finalmente de acuerdo.

Osasuna Magna y Aspil-Jumpers deberán prolongar un mes más esta atípica y extensa pretemporada. Xota comenzó a entrenar el 23 de julio y el equipo ribero lo hizo una semana después, el 1 de agosto. Este cambio de planes, aunque previsible por la falta de protocolos sanitarios en el fútbol sala, va a suponer un grave perjuicio económico para los dos conjuntos navarros.

Tatono Arregui, presidente de Osasuna Magna, confía en que la temporada pueda empezar lo antes posible. "17 equipos estamos de acuerdo en empezar el 4, pero el Jaén en principio ha dicho que no y se le va a intentar convencer". El conjunto jienense, que alegaba problemas con la camiseta y con la campaña de abonados, prefería empezar el día 18, aunque Tatono espera que rectifique y que se pueda comenzar el 4 de octubre.

En la reunión, que fue bastante larga, se discutieron otras cuestiones como el protocolo sanitario, el acceso de público o incluso el modo de resolver la temporada, puesto que algunos equipos abogaban por reducir el play off a cuatro equipos y otros pidieron que se reduzcan los descensos a Segunda División.

El protocolo de seguridad podría estar disponible ya para la semana que viene, cuando los clubes volverán a mantener una reunión. "La idea de la Federación es convocarnos ya con un protocolo. Parece que se harán pruebas rápidas y, ante la duda, PCR a los jugadores, pero esto lo sabremos la semana que viene. Incluso van a permitir que haya amistosos y eso es un paso adelante. Lo que no podemos es seguir entrenando para nada", explicó Tatono.

En cuanto a la entrada de público, todavía no está claro si habrá una norma del Consejo Superior de Deportes que sea común a todos los partidos o si el aforo dependerá de cada comunidad autónoma. Tatono Arregui lo considera un aspecto fundamental para poder realizar la campaña de abonados. "No sabemos la idea del Gobierno de Navarra. Yo creo que va a poder entrar hasta un tercio del aforo, pero es mi opinión. Sin público, muchas modalidades estamos muertas", recalcó.

Alberto Ramírez, presidente de Aspil-Jumpers, coincidió en la importancia de comenzar la Liga cuanto antes y valoró positivamente la posibilidad de disputar partidos de entrenamiento. "Los amistosos van a depender de las territoriales, así que desde hoy me pondré en contacto con la Navarra para poder empezar a jugar algún partido antes de que empiece la Liga", explicó.

La intención de Aspil-Jumpers –al igual que la de Osasuna Magna– es alargar su pretemporada un mes más. "La idea es seguir entrenando: empezamos el 1 de agosto y ya no tiene sentido parar. Continuaremos con menos carga, con sesiones más cortas para llegar lo mejor posible al inicio. Hablé con el cuerpo técnico y, para parar una semana o 15 días, era mejor seguir entrenando", relató.

Un mes adicional que supone un considerable coste para los equipos de fútbol sala. "Económicamente, este aplazamiento es un problema. Si lo llegamos a saber, igual nos hubiéramos ahorrado un mes. Hemos pagado la seguridad social, sueldos, pisos, comidas y todo suma. Al final, se nos ha descuadrado un poco el presupuesto del año. Como es una situación anormal, no sé si en algún momento tendremos algún tipo de ayuda o indemnización por este perjuicio", concluyó.

"17 equipos estamos de acuerdo en empezar el 4; no podemos seguir entrenando para nada"

tatono arregui

Presidente de Osasuna Magna

"Hemos pagado seguridad social, sueldos, pisos y comidas durante un mes y nos lo podríamos haber ahorrado"

alberto ramírez

Presidente de Aspil-Jumpers