El extraño curso del fútbol europeo

15.02.2021 | 23:52
Cristiano Ronaldo se lamenta durante el duelo del pasado sábado, en el que la Juventus cayó frente al Nápoles (1-0).

El Bayern Múnich es el único vigente campeón de las cinco grandes ligas del Viejo Continente que cumple con su condición. Liverpool, Real Madrid y Juventus sufren para tener opción de reeditar sus títulos; el PSG tampoco es líder

Se puede hablar de coronavirus y sus problemas derivados, de que es una temporada que apenas ha permitido vacaciones, se puede mencionar la especial sobrecarga de partidos en el calendario... como si los equipos más humildes vivieran ajenos al contexto de la pandemia, como si tuvieran plantillas igual de solventes que los grandes de Europa.

Se puede achacar la extraña situación del fútbol en Europa a lo que interese. Pero los campeonatos brindan las mismas oportunidades a todos. El caso es que los vigentes campeones de las cinco principales ligas del continente no están correspondiendo a estas alturas a las expectativas, al estatus de reyes. Bueno, sí, hay una salvedad. Es el irreductible Bayern Múnich, el único campeón que ostenta la condición de líder.

El actual monarca de Europa se alzó sobre la cima de la Bundesliga en la sexta jornada, pero cedió el puesto más adelante y ha sido en las últimas jornadas cuando ha encontrado la regularidad, con cinco triunfos consecutivos, para alejarse de su competencia. Los de Hans-Dieter Flick tienen 4 puntos de margen y un encuentro menos disputado. Aunque la sensación es de que su superioridad no es la de antaño.

El caso más llamativo es el Liverpool, un equipo que, tras alzarse con la Champions en la campaña 2018-19 parecía llamado a gobernar en Inglaterra y Europa. Ganó la última Premier, pero causó decepción al ser eliminado en la Champions por el Atlético de Madrid. Ahora es cuarto en la liga y, más preocupante aún, se aleja a 13 puntos del Manchester City, que además ha jugado un partido menos. Tras la derrota de este pasado sábado contra el Leicester (3-1), que fue el tercer partido consecutivo perdiendo, Jürgen Klopp descartó a su equipo de la lucha por el trofeo liguero: "Si te soy sincero, no creo que podamos reducir la distancia". Las bajas de larga duración en defensa –Van Dijk, Joe Gómez y Matip– han dejado una costosa factura a los reds.

En España, el Real Madrid ocupa la segunda plaza de la clasificación y figura a 5 puntos de la posición más avanzada, la que defiende el Atlético, que cuenta con el margen de dos partidos menos disputados. Las carencias defensivas y la falta de acierto de cara al gol han penalizado a los de Zinedine Zidane, más cuestionado que nunca y con una plantilla con pesos pesados entrados en años.

La Juventus de Andrea Pirlo no termina de carburar en Italia. No ilusiona. La Vecchia Signora es cuarta y vive a 7 puntos del sorprendente Milan, que manda en la Serie A pero con un partido más jugado que los bianconeri. La derrota del sábado frente al Nápoles (1-0) ha dejado muy tocada a la Juve y a un Pirlo que lleva tiempo sometido a debate. En Turín se habla de Cristianodependencia. Desde luego, el portugués cobra más que las plantillas completas de cuatro escuadras de la Serie A.

En Francia, el Paris Saint-Germain es sin duda el gran favorito para alzarse con la Ligue 1. Si bien, tras 25 jornadas –es la liga más avanzada– combate desde el segundo puesto a solo 1 punto de la cúspide donde se asienta el Lille –el equipo al que Marcelo Bielsa ha reclamado esta semana 19 millones de euros por "acoso" durante una estancia en el banquillo que se prolongó 14 partidos–. El club parisino, donde no abunda la paciencia, destituyó días atrás a Thomas Tuchel, que llevó al equipo a la última final de la Champions, para confiar el proyecto a Mauricio Pochettino, que mañana, contra el Barcelona precisamente en la Champions, vivirá su primera prueba de fuego. Las lesiones han sido numerosas, pero no es excusa para un club que duplica el segundo mayor presupuesto de Francia y que posee más presupuesto que 14 equipos de la Ligue 1 juntos. En definitiva, Europa vive una situación alejada de lo que podrían ser los augurios en el amanecer de la temporada. Cabe recordar, además, que la Juventus suma ocho Scudettos seguidos y el PSG enlaza tres títulos ligueros. Mientras, en los últimos años, el gran dominador de una de las cinco grandes ligas del Viejo Continente es el Bayern, con nueve entorchados seguidos. Los bávaros, a fin de proteger su reinado, oficializaron ayer el fichaje del defensa Dayot Upamecano, procedente del ahora máximo rival, el Leipzig, por 42 millones.

cuatro máximos goleadores La situación de los vigentes campeones resulta más curiosa aún al observar que cuatro de ellos disponen de los máximos goleadores de sus respectivas ligas. En Alemania, Robert Lewandowski manda como máximo anotador con 24 goles para encabezar la carrera por la Bota de Oro. Mohamed Salah lidera la tabla de goles de la liga inglesa, con 17 muescas. Cristiano Ronaldo presenta 16 dianas como Capocannoniere de Italia. Kylian Mbappé copa el fútbol galo con 16 tantos. La excepción en este sentido es el Real Madrid, donde su principal artillero, Karim Benzema, cuenta con 12 goles, figurando a 4 del actual Pichichi de LaLiga Santander, que es el colchonero Luis Suárez.

Aún quedan muchas jornadas por celebrarse y, por tanto, existe la oportunidad de corresponder a la condición de campeón. En cualquier caso, el presente curso del fútbol europeo está siendo extraño, insospechado.

premier league

el united empata y el leeds pierde

El City se escapa. El Manchester United empató a un gol en su visita al West Brom y dejó escaparse a su vecino de la ciudad, el City, que lidera la Premier League con 7 puntos de diferencia sobre los diablos rojos. En el otro partido del día en la máxima categoría inglesa, el Arsenal ganó tras dos derrotas y un empate. Los de Mikel Arteta se impusieron por 4-2 a un Leeds que con Marcelo Bielsa presenta unos registros asombrosos. El equipo del argentino es el segundo más goleado (42 goles en 23 partidos), pero el quinto que más anota (40), solo superado por los cuatro primeros de la clasificación. Un equilibrio que se refleja con su undécima posición.