BNC se queda el derbi

4ª jornada | los rojos fueron de menos a más en un recital de carles marzo

07.02.2020 | 14:14
Marín entra a canasta y dobla el balón defendido por dos rivales.

Basket Navarra81

Clavijo72

BASKET NAVARRA Marzo (23), Jiménez (13), Marín (2), Rodrigo (6), Sonseca (6) -quinteto inicial-, Sisic (4), Velasco, Narros (15), Estévez (4), Fuentes (6), Yárnoz (2).

CLAVIJO RIOJA VEGA Junior (10), Randall (9), López (4), Cuevas (9), Tyronne (16) -quinteto inicial-, Pujan, Marcel (1), Arnau (6), Dziuba (6), Noguerol (2).

Parciales 20-22, 19-17, 21-13, 21-20.

Árbitros Martínez Prada y Espiau Guarner. Sin expulsiones.

Pabellón Arrosadia ante un millar de personas.

Jon Aristu

pamplona - Basket Navarra se llevó el derbi contra el Clavijo en un partido en el que fue de menos a más. La exhibición anotadora del base Carles Marzo permitió a los rojillos brindar la primera victoria a su afición, que ayer les respaldó durante todo el choque. De esta forma, el equipo acumula la tercera victoria en cuatro partidos y se sitúa primero a la espera de que juegue el Zornotza.

Tras el desastroso inicio de los de Xabi Jiménez en Gijón, se esperaba que reaccionaran y que ayer salieran enchufados desde el minuto uno. Aun así, fueron los visitantes los que marcaron el ritmo de inicio y obligaron al entrenador navarro a parar el partido con 0-6 en marcador. Basket Navarra fue a remolque durante todo el primer cuarto, hasta que dos triples consecutivos de Sergio Fuentes le acercaron a dos puntos del Clavijo.

Al igual que existe falta de concentración y ritmo al principio de los partidos y al equipo le cuesta defender las acciones del rival, también es cierto que el grupo mejora con el paso del tiempo y llega a los finales de partido muy vivo. Ayer en el segundo cuarto el equipo se repuso y tuvo dos parciales con los que se puso por delante en el marcador. En esos diez minutos pasó de todo y hubo tiempo para que pareciera que los dos equipos se iban a llevar la victoria, pero ambos reaccionaron a tiempo y llegaron empatados al descanso.

Para ese momento, Marzo ya dominaba el encuentro y fue quien hizo jugar a su equipo. El base rojillo anotó más que nunca y llevó los tiempos del encuentro como nadie. Sirvió para contrarrestar el desacierto de sus compañeros y para mantener al equipo metido cuando los rivales más apretaban. El creador de juego del equipo local terminó siendo el jugador más valorado del partido con 23 puntos, 4 asistencias y 30 de valoración.

Tras el intermedio, se pudo ver una versión mejorada del grupo, que fue la que propició que se terminaran llevando la victoria. Marzo continuó a lo suyo, pero sus compañeros salieron con una marcha más. Los locales pusieron tierra de por medio en el marcador y se situaron diez puntos arriba. Un parcial de 11-0 les dio la ventaja suficiente para afrontar el resto de choque de forma más tranquila.

El Clavijo no dejó de intentarlo en ningún momento. Basket Navarra se encontraba cómodo en la pista y siempre lograba un tiro para mantener su ventaja.

En los últimos diez minutos los visitantes fueron a por el partido y lo intentaron todo para acercarse en el luminoso. Lanzaron triples lejanos, incrementaron la intensidad defensiva, cargaron el rebote ofensivo y lograron ponerse a tres puntos de los navarros.

Cuando más podía haberle temblado el pulso a los tiradores de Basket Navarra, mejor respondieron. En los últimos instantes de partido, este equipo es cuando disfruta del baloncesto y lo ha demostrado en los cuatro partidos que ha jugado. Hasta el día que no pudo llevarse la victoria, fue al final cuando mejor baloncesto jugó y mejores decisiones tomaron sus jugadores en ambos lados de la pista. El equipo dirigido por Xabi Jiménez ayer volvió a demostrar que está preparado para finales apretados y, con la ayuda de la afición que se desplazó a animar a Arrosadia, lograron dejar la ventaja final en nueve puntos.

Esta temporada no parece que vaya a haber muchos partidos con grandes ventajas, pero sí que da la sensación que este equipo es fiable en los finales apretados. Algo vital en esta LEB Plata.

Además, si el equipo se siente arropado por su afición, tiene muchas más opciones de meter al rival en problemas y terminar llevándose la victoria.