Entre mojones en Lekunberri

MEMORIAL TXIKITO DE ARRUITZ | VICTORIA DE LOS GUIPUZCOANOS ENEKO Garin y Lourdes colomo

09.02.2020 | 01:56
La salida de la carrera fue cerca del cementerio de Lekunberri y, de mojón a mojón, con destino a Zia Etxea para completar 6.040 metros.

lekunberri - Eneko Garin y Lourdes Colomo se impusieron ayer en Legua de Lekunberri-Memorial Txikito de Arruitz, explosiva prueba de 6.040 metros de mojón a mojón, como las carreras de antaño. Precisamente, esta veterana cita con 31 ediciones recuerda a Juan Cruz Azpiroz, mítico corredor de Larraun de mediados del pasado siglo. Tomaron la salida 157 corredores, 57 en la prueba reina. El resto participaron en carreras en categorías inferiores en la que la chavalería demostró que la afición sigue viva en esta zona de gran tradición korrikalari. Además, en la prueba reina también hubo una alta participación de corredores de Larraun y alrededores.

Eneko Garin y Mikel Beunza pelearon toda la carrera. "Hemos ido juntos hasta Azpirotz y después le he cogido unos metros pero me ha pillado. He conseguido escaparme a unos 2 kilómetros de la meta. Muy contento", observó este corredor de 27 años de Villabona. También destacaba la dureza de la prueba. "Es bonita pero dura. Bajas rápido el puerto de Azpirotz y luego tienes que hacer un giro brusco que te parte la carrera y te obliga a empezar para arriba", explicó Lourdes Colomo, corredora de Zirzurkil que ya ganó está prueba en 2016. Con 54 años recién cumplidos, volvió a demostrar que se encuentra en un gran momento de forma. Ane Martín, corredora de 13 años de Tolosa, se clasificó segunda. Así, veteranía y juventud se dieron ayer la mano entre los bellos parajes del valle de Larraun. Al igual que estos últimos años, hubo una prueba más popular, de 4 kilómetros y 80 metros de desnivel. Fue la opción elegida por dos personas.

Nacida de las apuestas entre korrkalaris, en la Legua de Lekunberri no faltan los desafíos, con un premio especial de 100 euros para el corredor o corredora que estableciera nuevos récord. Pero no hubo cambios. Entre los hombres se mantiene invariable desde hace 21 años, cuando en 1998 Andrés Pérez paró el cronómetro en 17:31. Entre las féminas lo estableció en 2010 la atleta marroquí Aicha Banni en 21:25. La mejor marca de la zona es de Txikito de Arruitz, con un tiempo de 18:57 conseguido en 1959. En relación a los premios, se repartieron 460 euros en metálico y cestas de productos de la zona. Asimismo, se sortearon cenas entre cuadrillas de corredores de la zona.

Esta cita organizada por la Mancomunidad de Deportes Araitz-Areso-Betelu, Larraun y Lekunberri finalizó con una animada merienda en Gautxori Elkartea para recuperar fuerzas.