El arte del mano a mano

Presentación | El campeonato, cuya puesta de largo fue ayer en el Guggenheim de bilbao, se queda sin botilleros y comenzará el 19 de abril en Labastida para acabar el 2 de junio en Bilbao

09.02.2020 | 04:10
De izquierda a derecha, Danel Elezkano, Iker Irribarria, Erik Jaka, Peio Etxeberia, Julen Retegi, Joseba Ezkurdia, Javier Zabala, Beñat Rezusta, Jokin Altuna, Juan Pedro Badiola (director de CaixaBank de la CAV y Cantabria), Oinatz Bengoetxea, Víctor Est

La presentación | El campeonato Manomanista, cuya puesta de largo fue este pasado martes en el Guggenheim de Bilbao, se queda sin botilleros y comenzará el 19 de abril en Labastida para acabar el 2 de junio en Bilbao.

Bilbao - El Manomanista lo es todo en la pelota a mano profesional. Es el lugar de los anhelos y del colorado en la pechera anual que portaron en las últimas seis campañas seis pelotaris distintos: Aimar Olaizola (2013), Juan Martínez de Irujo (2014), Mikel Urrutikoetxea (2015), Iker Irribarria (2016), Oinatz Bengoetxea (2017) y Jokin Altuna (2018). Cuatro de ellos están en la parrilla de salida de las empresas, los cuatro últimos, ya que el goizuetarra se encuentra de baja. La cuestión es que, tal y como anuncia Altuna III, campeón en liza, hay más "aspirantes" y, quizás, menos "favoritos". "Este puede ser el año en el que los que vienen de abajo pueden apretar. Son pelotaris jóvenes, fuertes y con la experiencia suficiente", analiza Bengoetxea VI, el participante más laureado.

Si bien el Manomanista se abre a más opositores, la Liga de Empresas echa el cerrojo a cualquier factor externo que altere el escenario profesional. Los botilleros pasarán a mejor vida. Los pelotaris se quedan solos ante el peligro. Ahora sí que sí. Después de que las operadoras experimentaran en el Cuatro y Medio con un híbrido en el que quedaban eliminados los consejeros en duelos entre manistas de la misma empresa y su figura se recortaba a únicamente técnicos de las marcas en citas interempresas, la LEP.M cercena el único hilo con el exterior una vez concretado el colegio privado de jueces. Los pelotaris no fueron siquiera consultados antes de la presentación de ayer y se enteraron al mismo tiempo que los medios de comunicación. Según el reglamento, los contendientes solo serán asesorados "fuera de la cancha" en los descansos "preestablecidos" por los entrenadores de su empresa. Nada más. Así, los consejeros pierden su sitio. Será el enésimo quebranto de la tradición, al que precede la separación de los pelotaris por vestuarios promovida por Baiko.

previas y pelea A pesar de que el Manomanista no arrancará de manera oficial hasta el 19 de abril en Labastida, el sábado y el domingo se desarrollarán dos previas: Agirre y Peña II, de Baiko, se encontrarán en Pamplona, mientras que Peio Etxeberria y el neófito Javier Zabala, de Aspe, pugnarán en el Adarraga.

En la primera rama del Manomanista, Víctor y Bakaikoa estarán presentes en dieciseisavos de final (jugarán el 20 de abril en Ezcaray), espera Iker Irribarria en cuartos (28 de abril en Eibar) y Altuna III actúa como cabeza de serie (3 de mayo en Donostia). En la segunda, los vencedores de las previas se medirán para pasar a octavos (21 de abril en Logroño), donde espera Rezusta (29 de abril en Zumaia) y en el horizonte se encuentra Danel Elezkano (6 de mayo en Tolosa). Los triunfadores de ambas ramas se cruzarán en la semifinal del domingo 19 de mayo en Eibar.

Retegi Bi y Laso abren fuego en el grupo C (22 de abril en Tolosa), después entra Oinatz (27 de abril en Pamplona) y, más tarde, Urrutikoetxea (5 de mayo en Bilbao). El vizcaíno toma el puesto del lesionado Aimar. En el bloque D, Artola y Arteaga II descorchan el mano a mano (19 de abril en Labastida) y por delante están Jaka (26 de abril en Tolosa) y Ezkurdia (4 de mayo en Pamplona). La cita de semifinales está programada para el sábado 18 de mayo en el Bizkaia, también escenario de la final del 2 de junio.