De Guindos indica que los tipos no subirán con la desaceleración

El vicepresidente del BCE aboga por la prudencia en la política monetaria ante la evidencia del menor crecimiento económico

08.02.2020 | 18:56

madrid - La desaceleración experimentada en la zona euro y en el conjunto de la economía global invita a abordar con prudencia las decisiones de la política monetaria, según apuntó el vicepresidente del BCE, Luis de Guindos, quien subrayó que el instituto emisor no acometerá su primera subida de tipos hasta después del verano en función de la evolución de la tasa de inflación y de la economía.

"El perfil de desaceleración es bastante evidente", reconoció el vicepresidente del BCE durante su intervención en un acto organizado por Deusto Business School y KPMG, donde ha señalado que probablemente las nuevas previsiones macroeconómicas del BCE, que se publicarán en marzo, "no serán muy diferentes de las publicadas por la Comisión Europea", que rebajó seis décimas la semana pasada el crecimiento de la zona euro.

En cuanto a los precios, se prevé que la inflación general seguirá desacelerándose en los próximos meses. "Esperamos que la inflación subyacente se acelere a medio plazo a pesar de que la inflación general mantenga una tendencia a la baja en los próximos meses", declaró el exministro español de Economía, Industria y Competitividad.

No obstante, el vicepresidente del BCE subrayó su confianza en que la evolución económica permite tener confianza en que se acabará teniendo convergencia con el objetivo de inflación y apuntó que, tal y como puso en evidencia la institución en su última reunión de política monetaria, los riesgos a la baja son mayores y por tanto "las decisiones de política monetaria se adoptarán con mayor prudencia".

En este sentido, el banquero español reiteró que el BCE mantendrá un estímulo importante, añadiendo que no habrá subidas de los tipos de interés hasta después del verano.

Al ser cuestionado sobre la posible japonización de la eurozona, el vicepresidente del BCE expresó su confianza en que la zona euro no llegará a una situación como la japonesa, señalando las diferencias entre ambas economías en relación con los flujos de inmigración y el esfuerzo de consolidación acometido en la eurozona, aunque ha apuntado que "en términos de renta per cápita Japón no lo ha hecho tan mal".

En este contexto económico "más incierto que hace unos meses" el vicepresidente del BCE señaló que la incertidumbre política "es el factor con mayor impacto", empezando por el brexit y qué tipo de brexit va a producirse finalmente, ya que una retirada sin acuerdo del Reino Unido "sería una muy mala noticia", además de la incertidumbre generada por los resultados de las próximas elecciones europeas ante el auge de los nacionalismos y populismos. - E.P.