El consumo de producto local, clave para impulsar el sector primario navarro

EHNE exige cambiar el modelo productivo, disminuir el tamaño de explotaciones y una fiscalidad progresiva

30.05.2020 | 00:26
Un agricultor transporta pacas en la Zona Media. Foto: Javier Bergasa

pamplona – El sector primario aboga por el consumo de producto local para impulsar la actividad de agricultores y ganaderos, profesionales que han tenido un papel clave durante la pandemia del coronavirus al distribuir sus alimentos para garantizar el abastecimiento durante el confinamiento.

Los agentes del sector participaron esta semana en el Consejo Económico y Social (CES) para presentar sus propuestas en el marco del Plan Reactivar Navarra/Nafarroa Suspertu 2020-2023. UAGN, que todavía continúa elaborando sus medidas, EHNE y UCAN coincidieron en este encuentro, convocados por la consejera de Economía y Hacienda, Elma Saiz.

EHNE abogó por "adoptar medidas que incentiven un cambio real en el modelo productivo, también en el sector primario". El sindicato cree que "es necesario recuperar el tejido productivo en Navarra, máxime en agricultura y ganadería, que llevan mucho tiempo intentando reactivarse, y que para ello es obligado adoptar normas que pongan límites a la acumulación de recursos productivos, al tamaño de las explotaciones y a las ayudas, aplicando una progresividad en las exigencias tributarias y burocráticas, en función del citado tamaño".

Su presidente, Imanol Ibero, valoró "el marco participativo del Plan Reactivar", pero criticó que "muchas aportaciones realizadas por quienes viven a diario de la tierra no son tenidas en cuenta, como así ocurrió en torno a las jornadas sobre despoblamiento de febrero". EHNE rechazó que "la salvación del sector debe basarse exclusivamente en un uso abusivo de la tecnología, como parecen apostar algunos responsables institucionales". "Una excesiva utilización de la tecnología solo favorece a las grandes explotaciones con importantes medios económicos y que demandan recursos escasos procedentes de yacimientos ubicados en zonas donde acaba germinando un conflicto político como consecuencia de ello y, en ocasiones, también armado. No podemos basar el desarrollo del sector primario en una extracción de recursos que generan miseria, dolor y lágrimas allá donde están", aseguró Ibero.

El presidente de este sindicato afirmó que el Gobierno de Navarra "no puede dejar a nadie atrás en la recuperación económica, que debe velar por la puesta en marcha de políticas públicas fuertes, además de aplicar la progresividad tributaria para que pague el que más tiene, con el objetivo de disponer de recursos de cara a dar cobertura a todo el mundo y sueldos dignos para todas las personas".

Por su parte, el presidente de la Unión de Cooperativas Agroalimentarias de Navarra (UCAN), José María Martínez, expuso el pasado miércoles en el CES las doce propuestas que ha elaborado su organización para aportar a este plan y beneficiar a agricultores y ganaderos. Las medidas hacen referencia a la integración cooperativa; a colaborar en el consejo social; a impulsar el Canal de Navarra; a reconocer y valorar el sector para alcanzar unos precios dignos; a impulsar la integración generacional y de género; a reforzar la Estrategia de Especialización Inteligente (S3), el nuevo modelo de desarrollo económico para Navarra, con la cadena alimentaria como uno de los sectores esenciales; a apostar por la innovación; a favorecer la promoción de productos locales; a aprobar medidas para ayudar a reactivar actividades mermadas por el estado de alarma tras el cierre de sectores no esenciales, como el canal Horeca (hoteles, restaurantes y cafeterías), y a su vez, respaldar a estos últimos con otro paquete de medidas; a promover la compra pública para apoyar al sector; y a comenzar a trabajar el segundo plan integral de la economía social.

continuar con las fusiones Martínez planteó la necesidad de "apostar ya por la integración cooperativa para lograr una mayor dimensión". Para ello, el presidente de UCAN consideró que "hacen falta ayudas muy concretas para incentivar las fusiones, pero también los acuerdos intercooperativos para favorecer escenarios de fusiones con procesos de una, dos o tres fases". Insistió en que "un sector que ha demostrado su compromiso y solidaridad durante el estado de alarma y después de él, debe lograr un mayor equilibrio de la cadena alimentaria, con precios justos para agricultores y ganaderos, para lo cual resulta clave que la sociedad valore y reconozca de manera previa su labor". Además, defendió "la innovación como motor central para reactivar el sector, y también la social, con el foco puesto en las personas".