Las empresas de autobuses, casi paradas y "al borde del abismo", piden apoyo público

Las compañías prevén una crisis larga, sin salida clara al menos en un año. Con casi 700 conductores, las empresas acusan caídas en la facturación del 70%

12.06.2020 | 00:47
Flota de autobuses estacionada ayer sin uso en un hangar.

Pamplona – Nunca han estado tan limpios como ahora y nunca han tenido tan poco uso. Los 574 autobuses de Navarra se encuentran desinfectados y listos para volver a la actividad, pero falta lo esencial: los clientes. Suspendido el curso escolar, congelado el turismo y con miedo a la cercanía anidado entre los ciudadanos, las empresas de autobuses de Navarra, agrupadas en su mayor parte en ANET (Asociación Navarra de Empresas de Transporte), ven cómo cada día que pasa su situación se complica más. "No vemos todavía ninguna luz. Afrontamos una crisis larga, quizá hasta 2022", explica Ignacio Orradre, secretario general de la asociación.

El sector agrupa en Navarra a cerca de 40 empresas y cuenta con 673 conductores que han pasado de trabajar con intensidad a ver cómo la flota de autobuses permanece en las cocheras. El sector tiene ahora mismo el 96% de los autobuses parados y las empresas afrontan problemas de liquidez. Pese a que los ERTE han supuesto un alivio para sus cuentas de explotación, las facturas siguen llegando. "Cada vehículo cuesta entre 250.000 y 350.000 euros. Mes tras mes las facturas siguen llegando en forma de pagos por la compra, el renting o el leasing, así como los costes de mantenimiento, de seguro, de cocheras, impuestos de circulación...", explica ANET, que cifra la caída de ingresos de sus asociadas en cerca de un 70%.

La situación, además, amenaza con prolongarse. Por el momento, las empresas navarras de transporte de viajeros no prevén la vuelta a una mínima actividad hasta septiembre con la vuelta al cole y pronostican que "el horizonte de normalidad no se recuperará hasta marzo de 2021, con la nueva temporada, los viajes turísticos, los festivales, conciertos, Imserso, vacaciones etc". Desde Confebus, la Confederación Española de transporte en autobús, los pronósticos son incluso peores y se estima que la demanda no se recuperará hasta enero de 2022.

El parón del coronavirus ha cercenado la temporada alta del sector, que arranca en marzo y que se prolonga además hasta junio y continúas en verano. "Hay bastante desesperanza entre las empresas", explican desde ANET, que recuerda que otras de las patas de su negocio, el transporte de trabajadores a sus centros de trabajo, también se ha resentidoñ. "Hay pocas empresas que lo hagan y no están trabajando al 100%", señala Orradre, quien reclama un apoyo más decidido desde las administraciones públicas a un sector que está siendo "el gran olvidado".

reclamación escolar "La administración no está respondiendo con la agilidad que necesaitaríamos", explica el secretario de ANET, quien recuerda que en otras comunidades ya se han dado pasos para aliviar la situación financiera de las empresas. "En el caso del transporte escolar, no se ha recibido ningún apoyo hasta el momento, a pesar de que en la contratación pública del transporte de alumnos a los centros dependientes del Departamento de Educación del Gobierno de Navarra se recoge que, en caso de suspensión del servicio por causa de fuerza mayor, el mecanismo de compensación es automático y consistente en el abono del 50% de la cantidad de los importes contratados", explican desde la asociació.

ANET precisa que en otras comunidades como Asturias o Galicia sí se ha llegado a un acuerdo para que el Gobierno autonómico pague a las empresas de transporte escolar el 50% de los servicios no prestados. "En Navarra desde que se suspendieron los contratos públicos , se habilitó un mecanismo de compensación farragoso, que genera muchas dudas sobre su aplicación y por el momento no se ha tomado ninguna posición al respecto", explican desde la asociación.

la cifra

63.000

euros al día. La licitación del transporte escolar de los colegios públicos asciende a 63.000 euros al día,.

Abordar los contratos. El sector considera este tema de vital importancia. Es necesario abordar el pago de los contratos suspendidos así como la prórroga de los contratos por dos años para garantizar su supervivencia y para que los colegios dispongan de toda la flota de autobuses necesaria para el comienzo del próximo curso. En Navarra circulaban diariamente más de 300 autobuses para trasladar a los alumnos a sus respectivos centros educativos.

Flota dimensionada. Desde la Asociación se considera que la flota de vehículos y conductores está dimensionada y puesta a disposición de la Administración para prestar estos servicios a los colegios, y eso obliga a cumplir parte de los contratos firmados

"No hay transporte escolar , ni turismo, y el transporte de viajeros no se ha recuperado"

ignacio orradre

Secretario general de ANET

noticias de noticiasdenavarra