55.698 pensiones en Navarra están por debajo de los 800 euros

Registra la mayor tasa de parcialidad en mujeres de 50 a 64 años, que incide en la brecha de género

23.02.2021 | 11:15
Manifestación convocada por las organizaciones de pensionistas Amona, Oneka, Pentsionistak Martxan y Sasoia en defensa del sistema público de pensiones.

El 40% de las pensiones en Navarra están por debajo de los 800 euros, un total de 55.698 prestaciones, según el informe "Análisis gráfico de la situación de las pensiones en Navarra", presentado por CCOO esta mañana. "Las pensiones han sido sostén para muchas familias. Pero este dato manifiesta que muchos navarros y navarras tienen un escaso nivel de vida, sin salir de la pobreza", ha remarcado Chechu Rodríguez, secretario general de CCOO.

En esta línea ha advertido de que 70.919 pensiones no llegan a ser "mileuristas" en la Comunidad, y ha recordado Rodríguez que el Gobierno de Navarra complementa unas 14.000 pensiones.

El estudio analiza las principales cuestiones que afectan a los mayores, que ya suponen una de cada cinco personas en la Comunidad Foral.

María Jesús Subiza, miembro de la Federación de Pensionistas; Chechu Rodríguez, secretario general de CCOO; Alfredo Sanz, secretario de Acción Sindical; y Manuel Vázquez, secretario general de la Federación de Pensionistas de este sindicato, han participado en la rueda de prensa celebrada en su sede en Pamplona.

El sindicato también ha incidido en la brecha de género de las pensiones, ya que "una pensionista navarra cobra un 37% menos, en otras palabras, 547 euros menos", ha resaltado Rodríguez.

Las razones de esta brecha se debe a la alta parcialidad y temporalidad de las mujeres de 50 y 64 años. "En el caso de los hombres si la tasa de parcialidad en esta franja de edad es del 3,2% en el caso de las mujeres es del 25,7%. Esto hace que Navarra tenga la mayor tasa de parcialidad femenina de todo el Estado en la edad previa a la jubilación", ha resaltado Chechu Rodríguez. Esto se debe al tipo de trabajo que ocupan las mujeres, muy ligado al sector servicios en muchos casos, y porque asumen más las tareas familiares y la conciliación por cuidado de hijos e hijas o personas dependientes, ha detallado Rodríguez.

"La brecha de género existe en las pensiones y debe corregirse de manera inmediata", ha repetido el secretario general de CCOO. Rodríguez ha insistido en la importancia de "aumentar las pensiones y derogar la reforma de 2013".

Manuel Vázquez ha señalado que el Observatorio detecta el envejecimiento de la población (suponen el 19,8% de la población en Navarra, 2,4 puntos más que en 2010) y ha planteado la necesidad de reforzar el sistema público de pensiones para garantizar su viabilidad actual y futura y ser más igualitario; y un plan específico para atajar la parcialidad en el tramo de edad de 50 a 64 años para acortar la brecha de género.


(Izda-dcha) Alfredo Sanz, Manuel Vázquez, Chechu Rodríguez y María Jesús Subiza. Iban Aguinaga

Los salarios son clave para el mantenimiento del sistema público de pensiones. Por eso Alfredo Sanz ha incidido en "subir el SMI, no topar las bases máximas de cotización y que los autónomos coticen por lo que en realidad ingresan".

130.647 PERSONAS DE 65 O MÁS AÑOS EN LA COMUNIDAD


El informe de CCOO destaca que la Comunidad Foral contabiliza 130.647 personas de 65 o más años al concluir 2020, un 2,4% más que hace una década. Este envejecimiento de la población se debe a "un aumento de la esperanza de vida, a la baja tasa de natalidad y a la ralentización de los procesos migratorios".

Navarra, si se compara con el resto de comunidades autónomas, se sitúa en el entorno de la media. Como territorios más envejecidos aparecen Asturias, Castilla y León y Galicia; y en el lado opuesto, las ciudades de Ceuta y Melilla y Baleares.

El 17,7% de los hombres en Navarra suman más de 65 años, por casi el 22% de las mujeres; porcentajes que se asemejan a la media estatal, con un 17,1% los hombres y un 21,6% las mujeres.

CCOO ha remarcado que el envejecimiento representa "retos y oportunidades al enfocarlo desde la perspectiva de activo".

El secretario general de CCOO, Chechu Rodríguez, ha reiterado que "el envejecimiento saludable aumenta la necesidad de asistencia básica y de atención a la dependencia, para lo que se precisa de recursos sólidos y de profesionales bien preparados y de entornos adaptados e inclusivos para las personas mayores".

De esta forma la esperanza de vida en Navarra llega a los 81,49 años de media entre los varones y de 86,84 años entremezcla las féminas.

Pero en 2020 la pandemia elevó la mortalidad en este colectivo, y por primera vez desde 2006, apenas el número de nuevas pensiones se elevó a las 409 respecto al ejercicio anterior, cuando la media en la última década siempre ha sido de unas 1.800 incorporaciones al año.

NAVARRA, LA CUARTA COMUNIDAD CON LA PENSIÓN MEDIA MÁS ALTA


El informe del sindicato destaca que Navarra se convierte en la cuarta comunidad con la pensión media más alta del Estado, con 1.182,39 euros. El 67,7% de las pensiones son por jubilación, el 21,3% de viudedad, el 7,6% de incapacidad permanente, el 3% de orfandad y el 0,28% de favor de familiares.

Sin embargo, el 51% de las pensiones no llega a mil euros, aunque algunas de ellas complementa el Gobierno de Navarra.

El estudio constata que el Ejecutivo foral complementa la pensión de un total de 14.007 pensionistas. De las 14.007 personas beneficiadas por estos complementos, 7.635 perciben pensiones de viudedad, 5.955 personas reciben pensiones contributivas bajas y 417 perciben pensiones no contributivas. Este complemento supone cobrar como mínimo una pensión de 10.296,5 euros.

Sin embargo, el informe hace hincapié en la brecha de género en las pensiones por el tipo de trabajo que asumen las mujeres de entre 50 y 64 años en Navarra, próximas a la jubilación, periodo que se tiene en cuenta para calcular la pensión definitiva.

Un 47% de las mujeres de 50 a 64 años trabaja a jornada parcial, porque no encuentra un trabajo a jornada completa, por lo tanto casi la mitad de las mujeres de esa franja de edad sufren una jornada parcial no deseada. Otro 27% no querría una jornada completa, un 18,4% tiene esa jornada por diferentes motivos y únicamente un 6,8% no tiene una jornada parcial por cuidado u obligaciones familiares. De esta forma la brecha incrementa por el tipo de empleo y de salario. Todo ello provoca que si la pensión media en Navarra para los hombres es de 1.457 euros, y para las mujeres es de 910.