Los sindicatos recogen firmas para lograr un acuerdo para residencias

Critican una desregulación que pide dar una asistencia de calidad

14.05.2021 | 00:36
Trabajadores y delegados sindicales del sector de las residencias. Foto: Oskar Montero

pamplona – Los sindicatos ELA, UGT, LAB y CCOO han iniciado una campaña de recogida de firmas entre las trabajadoras de las residencias de la Comunidad foral solicitando mejoras en sus condiciones laborales a través del primer Convenio del Sector de Centros de la Tercera Edad de Navarra.

Esta campaña finalizará con el registro de las mismas el martes 25 de mayo en el Gobierno de Navarra, donde se ha convocado asimismo una concentración, han informado los sindicatos en un comunicado.

El próximo 18 de mayo, los sindicatos iniciarán, con la constitución de la Mesa, la negociación del primer convenio del sector con las patronales Lares y ANEA y el Gobierno de Navarra.

Es un convenio colectivo que afectará a más de 4.500 trabajadoras repartidas en más de 70 centros, entre residencias, centros de día para personas mayores, teleasistencia y atención domiciliaria.

Los sindicatos destacan que es un sector "altamente feminizado", por encima del 90 %, cuyas trabajadoras se rigen por el VII Convenio Estatal de atención a la dependencia, salvo algunos centros que tienen convenios o pactos de empresa, lo que "lleva a una desregularización del sector". Esta situación, afirman, "hace imposible dar una asistencia de calidad y conlleva unas condiciones laborales de precariedad".

En este sentido, denuncian que los ratios, regulados en un nuevo decreto publicado en diciembre de 2020, son "altamente insuficientes", con una atención directa de 88 minutos en todo el día.

Además, agregan, el actual convenio de referencia establece para las trabajadoras que no tienen convenio de empresa una jornada de 1.792 horas anuales, un salario base que no alcanza los 1.000 euros brutos y un solo fin de semana libre al mes.

"Todo esto, en un sector donde es habitual tratar con personas que en ocasiones sufren problemas psíquicos, lo que también suele conllevar agresiones e insultos y una fuerte carga psicosocial", indican los sindicatos, que resaltan que "habitualmente la escasez de personal viene provocando un aumento de cargas en el trabajo, lo que genera un alto índice de fatiga y estrés en las propias trabajadoras".

Los sindicatos apuntan que actualmente, en Navarra, "la mayoría de los cuidados profesionalizados están en manos de empresas de gestión privada, que priorizan el beneficio económico sobre el cuidado de las personas" y apuestan por "transitar hacia un modelo público, gratuito y universal de los cuidados". En ese camino, aseveran, "es imprescindible" un convenio colectivo de Navarra "que mejore las condiciones laborales y la calidad del servicio y atención que se prestan".

La consejera de Derechos Sociales del Gobierno de Navarra, Carmen Maeztu, afirmó que ve una "disposición bastante buena" al acuerdo entre las patronales del sector de las residencias y los sindicatos

Al ser preguntada sobre este asunto en conferencia de prensa, la consejera señaló que el Departamento ha mantenido reuniones con los sindicatos y las patronales de residencias, Lares y ANEA, con el objetivo de "seguir mejorando las condiciones laborales" en el sector. En las residencias se aplica un convenio estatal de dependencia y varios convenios de empresa, con lo que "hay una disparidad de condiciones laborales muy amplia", dijo.

"Veo buena disposición para que se pueda llegar a un acuerdo en el convenio"

Carmen maeztu

Consejera de Derechos Sociales

noticias de noticiasdenavarra