DEP transportistas autónomos de Navarra

18.11.2020 | 02:45
Sergio Madurga Arellano, secretario general de Tradisna

Cuál fue mi sorpresa al despertarme hace unas semanas y ver que el Ejecutivo foral "dará un impulso a los trabajadores autónomos de Navarra". Dicho y visto así parecía una muy buena noticia. Pero la situación es engañosa y la letra pequeña nos enseña precisamente lo contrario. Como medidas estrella (que entrarán en vigor a partir de enero de 2021) proponen: la exención del IAE para pymes y autónomos (cantidad que a los transportistas ya es devuelta a través de la Renta), y la supresión de la tributación por módulos en IRPF, lo que va a suponer un duro revés para los transportistas navarros, que automáticamente nos hemos sentido discriminados respecto al resto de España. Precisamente a nivel estatal las cosas son muy diferentes. El anteproyecto de Ley de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) recoge la prórroga de los actuales límites para la tributación por módulos en el ejercicio 2021, además de que se están arreglando carreteras y suprimiendo peajes. Por lo tanto, que no nos engañen, porque las únicas medidas que está tomando en Navarra este Gobierno para con los autónomos transportistas son las de implantar peajes en 5 vías de alta capacidad (de momento), la escasa inversión en carreteras y ahora esto, la supresión del sistema de módulos en IRPF. La mayoría de nosotros nos preguntamos, ¿nos merece la pena seguir siendo transportistas en Navarra? ¿Quieren que nos movilicemos? ¿Que lleguemos a eso como otros sectores? ¿Saben cuántos impuestos genera un solo camión en Navarra? Lo que el sector del transporte tiene claro es que pagamos impuestos que luego no se revierten en nosotros, sino todo lo contrario. Las medidas impuestas por este Ejecutivo son medidas recaudatorias para el propio Gobierno, pero con el tiempo terminarán recaudando menos, pues el transportista evitará nuestras carreteras repletas de peajes y repostará en otras provincias. Nos están obligando a secundar a las grandes empresas, a darnos de alta fiscalmente en comunidades limítrofes que sí cuidan a sus transportistas, y así es como poco a poco morirá el transportista autónomo en Navarra.

El autor es Secretario General de Tradisna (Asociación de Transportistas de Navarra)