A la contra

A lo suyo y nada más

16.05.2020 | 00:22

Como ya sabrán puesto que el bombardeo mediático es inmisericorde, Madrid está aún en la fase 0. Madrid, comunidad, tiene 6,8 millones de habitantes y en la misma situación están hasta el lunes otros 16,2 millones de españoles, pero para los medios de comunicación esto es irrelevante. Para los pelmas de los madrileños en las redes, ni les cuento. Tengo familia en Madrid, amigos, etc, les deseo a los 6,8 millones que salgan cuanto antes de la 0, sé perfectamente lo que supone no abrir la actividad, creo que todos en nuestro sano juicio no deseamos a nadie ni a ningún lugar concreto que no pueda cuanto antes ir saliendo de esto, pero se ponen tan infames que dan ganas. Cuanto se explicó lo de las fases, se anunció que las situaciones serían revisadas cada dos semanas y, excepcionalmente, cada una. Vamos, que si no pasabas de fase te quedabas una o dos semanas más mínimo en esa, algo que nos puede pasar en todas partes: quedarse más de lo estimado en fase 0 o 1 o 2 o 3, aunque también se explicó que si los marcadores iban mejorando esa periodicidad bisemanal o semanal se podría aligerar, lo que tiene toda la lógica. Madrid, Barcelona área metropolitana y zonas de Castilla León sigue en fase 0 tras el corte de ayer. Pero para ciertos medios de Madrid y –como se oye cada día– para sus dirigentes todo es parte de una confrontación para hundir un poquito más si cabe al PP, nada sanitario: demencial. Es indecente, cansino, aburrido y sumamente insolidario con los demás lo que se practica desde hace décadas desde buena parte de la capital, sus medios, su política y su determinada parte de ciudadanía. Ver las imágenes de las pititas y los josemarías saltándose las normas de distancia y manifestándose en plena calle pija mientras la Policía Nacional ni les miraba es indignante para quienes si hiciésemos eso aquí nos lloverían miles de hostias y a saber qué más. Asco gordo.