Mesa de Redacción

80 millones de Navarra incautados

07.02.2020 | 20:48

La decisión del Gobierno de Sánchez de vetar la inversión de 80 de los 113 millones del superávit logrado por Navarra para inversiones sostenibles es un fiasco político. Y también un error más del PSOE con Navarra. Esa decisión simplemente denota falta de voluntad política en favor de los intereses generales de Navarra. No sólo porque se fundamenta en una interpretación restrictiva de las obligaciones del techo de gasto y de la Ley de Estabilidad, sino porque, aún en ese caso, las Cuentas de Navarra cumplen de largo los requisitos exigidos. De hecho, Navarra acumula balances y análisis positivos en cuanto a la amortización de la deuda y la reducción del déficit heredados de los anteriores gobiernos de UPN. No es una cuestión de estabilidad presupuestaria, una estabilidad que Navarra ha cumplido con creces estos tres años y medio. Y no sólo Navarra. El informe de la Cámara de Comptos sobre las cuentas de las entidades locales muestra una notable mejoría también en los ayuntamientos navarros. La decisión del Gobierno de Sánchez es una decisión política, ni presupuestaria ni financiera, sobre la que el PSN deberá ofrecer una explicación igualmente política. Más aún cuando ha sido el propio PSOE -y el PSN- con la actual ministra de Hacienda, María Jesús Montero, el que se han mostrado una y otra vez en contra de las exigencias de la aplicación de un techo de gasto bajo la sombra de los intereses partidistas en según qué territorios. De hecho, si no hubiera ahora elecciones en Andalucía y las cosas no estuvieran en Madrid como están, seguramente la decisión del Gobierno de Sánchez hubiera sido otra. Los 35 millones irán a los ayuntamientos y a la extensión de la banda ancha a toda Navarra, pero los otros 80 son importantes inversiones para cubrir necesidades y demandas de los navarros y navarras. Navarra tiene el derecho y la obligación de insistir por la propia capacidad de gestionar e invertir esos 113 millones. No son humo como dice UPN. Ni siquiera es dinero del Gobierno, sino un bien común fruto del esfuerzo colectivo de los navarros y navarras, de la mejora económica y del empleo, del aumento de los ingresos fiscales y de la buena gestión financiera y presupuestaria de las Cuentas de Navarra. Un poquito de por favor.