José Sacristán, el caballero de la escena

El intérprete es un imprescindible de nuestra historia artística más reciente, además de uno de los actores españoles con mayor número de títulos en su currículo

21.05.2021 | 11:50
José Sacristán

Es imposible transcribir el currículo de este actor que es un clásico en toda regla, un imprescindible de nuestra historia artística más reciente y un hombre de lo más reconocible, además de uno de los actores españoles con mayor número de títulos en su currículo. Durante la época del franquismo se le encasilló dentro del cine conocido como landismo. Él se ríe cuando se le habla de estas películas y dice que en una ocasión hizo un recuento con Charo López y que ella le ganaba en número de títulos relacionados con ese tipo de guiones. Pero no renuncia a él, y se siente muy agradecido a aquel cine porque fue el que le permitió sobrevivir en una profesión muy dura para mantenerse y pagar facturas. Las películas no tenían nada que ver con su ideología (sabido es que se trata de un viejo izquierdista), pero le ponían el plato en la mesa todos los días.

Ha trabajado con todos los grandes actores desde los años 60, como Mariano Ozores, José Luis López Vázquez, Charo López y un largo etcétera. El teatro y el cine han marcado el compás de su carrera. Le ha acompañado la televisión, sí, pero ha sido un medio secundario en su trayectoria.

El actor madrileño dio un giro radical en sus trabajos con la llegada de la democracia. Atrás quedaron títulos como Lo verde empieza en los Pirineos, Mi mujer es muy decente, dentro de lo que cabe, Señora doctor y muchas otras. Flor de otoño, La colmena, El viaje a ninguna parte, Historias de la puta mili o Cosas que hacen que la vida merezca la pena, entre otras, le dieron prestigio y se convirtió en un actor muy reclamado.

A pesar de todo, su punto fuerte es el teatro, con un historial plagado de grandes títulos: Julio César, La muerte de un viajante, My fair lady, Cristales rotos, El hombre de La Mancha, Caminando con Antonio Machado y la obra que tiene ahora en gira, Mujer de rojo sobre fondo gris, son tan solo un recuerdo de cómo ha sido de intensa su vida sobre el escenario.

En televisión comenzó en 1968 con tres episodios de Hora once. Sus series más relevantes son ¿Quién da la vez?, Este es mi barrio, Velvet, Tiempos de guerra, Velvet Colección y Alta mar. Está contento haciendo teatro y no echa de menos el cine ni la televisión, de los que anda ahora mismo bastante fuera de cámara, pero tampoco está dispuesto a volver con cualquier proyecto. "A veces digo que no, que no lo necesito".

noticias de noticiasdenavarra