Vanesa Romero: "No pienso en que 'La que se avecina' se acabará, me da pena"

Vanesa Romero comenzó a conciliar con vecindarios extraños en 'Aquí no hay quién viva', su gran oportunidad televisiva. De la serie de Antena 3 dio el salto a Montepinar, el complejo residencial donde transcurren las tramas de 'La que se avecina'.

03.07.2020 | 17:39
Vanesa Romero ha publicado la novela 'Música para casa'.

Música para Sara, su segundo libro, es un canto a la superación y a la búsqueda de autopistas que lleven a la protagonista hacia una vida más feliz. La actriz de La que se avecina se siente muy identificada con el personaje protagonista del libro. Durante el mes de junio, la actriz alicantina lo ha presentado a la vez que comenzaba a grabar los últimos capítulos de la serie de Telecinco.

Era difícil imaginar hace tan solo seis meses cómo iban a ser las grabaciones de La que se avecina en la situación actual...
Es que es todo muy raro, ya veremos cómo continúa todo. Hace poco que hemos empezado a grabar los últimos capítulos de la temporada 12, y antes de comenzar, la productora nos mandó todos los protocolos de seguridad. No me puedo imaginar que esta forma de trabajar se alargue mucho, porque significaría que no hemos vuelto a la normalidad, ni vieja ni nueva. Vamos, que el bicho aún anda suelto.

Supongo que graban con poca gente y mascarillas€
Sí. Pero eso no es lo que más te duele; lo que duele es saber cómo va a influir en transmitir emociones. No me quiero imaginar un cine sin besos o una serie sin abrazos. No sé lo que pasará, pero no quiero ni pensar en que no nos podamos tocar ni acariciar en una secuencia.

Usted no se aburre, porque además de su trabajo como actriz también acaba de publicar un libro: Música para Sara. ¿De dónde surge?
Cuando estaba terminando de escribir Reflexiones de una rubia me apareció el argumento de Sara, la protagonista de esta novela. Hice la estructura y tenía el esqueleto, pero sin saber por qué lo dejé en un cajón. El año pasado me llamó la editorial para decirme: Venga, ya, segundo libro. Empezamos a hablar y de repente me acordé de Música para Sara. Comenté que tenía esa historia a medias, conté el argumento y me dijeron: Adelante, queremos esa historia. Sentí un poco de miedo.

¿Por qué?
Porque nunca había escrito una novela. Se lo dije a mi editor y me contestó que confiara en mí misma, que me quitara los miedos y me pusiera a escribir de una vez. Así lo hice y aquí está Sara para contar su historia a través de mi libro. Es el segundo, ¡quién me lo iba a decir!

¿Le ha costado mucho?
Sí y no. Todo cuesta, pero para mí ha supuesto un viaje increíble. He sufrido, he llorado con la protagonista, y he gozado mucho dando vida a una mujer fuerte como es Sara. En general, todo ha sido muy positivo y satisfactorio.

¿Tiene usted algo de su protagonista?
Claro, muchas cosas. En la novela hay cosas puntuales mías. Me gusta cuando todo cambia y ella coge las riendas de su vida, porque todo puede cambiar de la noche a la mañana, ya lo hemos comprobado estos meses. Sara decide cambiar radicalmente porque no es feliz.

¿Le ha pasado a usted lo mismo?
Más o menos. Decidí cambiar mi anterior vida. No voy a entrar en detalles, pero sí diré que no concebía la vida sin estar bien. Es eso lo que le pasa a la protagonista de Música para Sara, pero creo que muchas mujeres, y hombres también, se pueden sentir cerca de ella, identificarse con esa búsqueda de la felicidad.

Se dice que la felicidad es una quimera...
No lo sé, pero en el caso de que lo fuera somos felices buscando la quimera de la felicidad. Cuando yo quise cambiar de vida me apoyó mi familia, pero en el caso de Sara ella tiene que luchar contra viento y marea para hacer lo que quiere y lo que le dicta su corazón.

¿Amores?
Por supuesto. ¿Qué es la vida sin amor? ¿Qué es una historia sin amor? En este libro se habla del amor bueno, del amor malo, de las amistades tóxicas, de los buenos amigos... También se habla de la música y de los secretos ocultos que todos tenemos. En el libro me pregunto qué pasaría si todos los descubriéramos€

Que quizá la caja de Pandora se quedaría pequeña.
¿Te imaginas que todos tus secretos salieran a la luz? Yo no. Toco mundos parecidos en determinadas circunstancias a lo que yo he vivido, como el mundo de la fotografía o el de los actores, aunque todo está muy ficcionado.

¿Se va a sentir alguien reconocido?
Mucha gente anónima, supongo. En este libro hay circunstancias por las que hemos pasado todos. Si te refieres a gente conocida, no es mi intención retratar a nadie. Mi única intención ha sido contar una historia.

Usted dice que al igual que su protagonista busca la felicidad y renuncia a aquello que le impide alcanzarla. ¿Es posible combinar esa búsqueda con vivir en un mundo tan competitivo?
Pienso que ser competitivo no tiene que resultar siempre negativo, porque dependiendo de cómo lo enfoque cada uno puede llegar a ser positivo. Puedes ser competitivo para superarte, no para vencer al de al lado. La competitividad también saca lo mejor de uno mismo.

Aunque sea un término que casi siempre lo utilizamos de forma peyorativa.
Quizá, cuando la llevamos al extremo, la competitividad es insana, pero como todo en esta vida. ¿No son insanos los amores llevados al extremo? En todo hay que buscar el término medio, un punto de equilibrio que nos haga sentir medianamente bien, y si no, mal vamos. La competitividad estará bien siempre y cuando no nos lleve a la frustración al no lograr los objetivos que teníamos.

Con la cantidad de gente que quiere actuar, el mundo de la interpretación tiene que ser muy competitivo, ¿no?
Yo no me tomo mi trabajo como una competición, no podría disfrutarlo si me lo planteara así. Al final, uno solo compite con uno mismo, no con los demás.

Pues puede resultar mucho más duro...
Es posible. Seguro que igual es más fácil plantearte competir por ser mejor que este o aquella, pero uno compite para intentar ser la mejor versión de uno mismo en determinado momento o en determinada faceta. Yo intento alimentarme, y si veo a alguien a quien se le da bien hacer una cosa, yo también lo intento y ese alguien me sirve de inspiración. Nunca será mi rival.

Actriz, empresaria, bloguera, escritora€ No le falta nada a su currículo.
Ja, ja, ja€ Cuando nombras todas esas cosas te estás refiriendo al mundo creativo. Me encanta crear personajes y con este libro lo he hecho en otra dimensión. Me gusta crear historias, bien escribiendo, bien dando vida a un personaje, y también me gusta pintar. Me he dado cuenta de que tengo la necesidad de crear; es como me siento bien. Mi vida es dar vida a algo, aunque sea una redundancia.

Hablemos de televisión. ¿Va a continuar La que se avecina?
No sabemos si habrá un Continuará o si cerraremos todas las historias definitivamente. Quizá a finales de este mes, cuando acabemos de rodar, sepamos algo.

¿Tiene ganas de cambiar de comunidad y dejar esas historias que le han mantenido ocupada tantos años?
Ja, ja, ja€ No. A mí me encantaría seguir con mis vecinos. Esta serie me ha dado muchas cosas positivas, tengo muy buenos recuerdos y ha ocupado una parte muy importante de mi vida profesional. No quiero pensar que La que se avecina se acabará, me da pena. De hecho, me moriría de la pena. No quiero tener que resignarme.

Pero entenderá que no es normal que una serie dure tanto tiempo.
No, y de hecho somos unos privilegiados. Eso siempre lo digo, pero también es cierto que la serie se ha mantenido porque la audiencia lo ha pedido al seguirnos de una forma tan rotunda durante todos estos años. Tampoco es normal que tenga semejante éxito después de tantas temporadas, pero ahí estamos. Tal y cómo está la televisión ahora, una serie en abierto que tenga audiencia es todo un logro.

En mayo saltaron a Amazon.
Es verdad, otro experimento de esos que no te imaginas y que al final los ves como otro éxito.

¿Dónde cree que está el secreto para que esto ocurra?
Radica en unos muy buenos guiones, en una dirección estupenda y en un elenco de actores que saca lo mejor de cada uno, de cada personaje y de cada frase.

¿Le parece que pueden existir vecinos de esa calaña?
¿Calaña? Pobres, si somos todos encantadores... Ja, ja, ja€ Nunca he coincidido con nadie como ellos, pero es verdad que tengo amigos que de repente te hablan de un vecino y te dicen: Ese es el Recio de turno. En nuestra serie se parodia mucho, pero esa exageración, ese llevar a los personajes a un punto límite, es lo que hace que sean creíbles. 

PERSONAL
Edad
: 42 años (4 de junio de 1978).
Lugar de nacimiento: Alicante.
Inicios: Modelo, presentadora y actriz, se dio cuenta muy pronto de que su vida  se debía dirigir al mundo de la interpretación, y con el apoyo de sus padres se fue a vivir a Madrid con 19 años. 
Trayectoria: Comenzó con pequeñas incursiones en series, pero la suerte le llegó cuando Laura y Alberto Caballero le ofrecieron, tras un casting, convertirse en Ana, una de las vecinas de Aquí no hay quien viva. Tras su final en Antena 3 se trasladó con parte del elenco a Montepinar para dar vida a Raquel, uno de los personajes de La que se avecina. Ha publicado su segundo libro, la novela Música para Sara.