El jefe del canal de Suez admite que no sabe cuándo podrá ser desbloqueado

La vía marítima lleva taponada desde el pasado día 23 de marzo por el buque Ever Given

27.03.2021 | 16:13
El Ever Given en el Canal de Suez.

El jefe de la Autoridad del Canal de Suez, el almirante Osama Rabie, dijo hoy en su primera comparecencia ante la prensa que no puede decir cuándo será desbloqueada esta importante vía marítima, taponada desde el pasado día 23 por el buque súper portacontenedores Ever Given.

"Es difícil decir un tiempo para solucionar el problema", dijo Rabie en una multitudinaria rueda de prensa en la sede de la Autoridad, en la ciudad de Ismailiya, a orillas del canal de Suez.
Sin embargo, se mostró optimista de que finalmente pueda moverse el gigantesco barco con los 14 remolcadores que desde ayer viernes intentan arrastrarlo, aunque eso dependerá de que la marea sea favorable.
"No puedo decir cuándo vamos a terminar, a lo mejor esta noche, si Dios quiere, a lo mejor mañana", dijo el almirante ante las preguntas insistentes de los periodistas.

Explicó que, después de retirar la arena de la orilla en la que está encallado el Ever Given y excavar para aumentar la profundidad del canal en esta zona, la opción principal en estos momentos es arrastrar el portacontenedores.
La siguiente opción, en el caso de que no sea posible moverlo con toda su carga, es descargar parte de los contenedores para aligerar el peso del Ever Given, que lleva a bordo 18.300 contenedores de mercancías, según los datos ofrecidos por Rabie.

El almirante destacó el gran tamaño de la nave, de 400 metros de eslora, aunque señaló que no es la primera vez que este tipo de embarcaciones cruzan el canal y poco antes del Ever Given había navegado en sus aguas una más grande, de 240.000 toneladas de capacidad.
Rabie no quiso apuntar a ninguna causa concreta detrás del incidente, que se produjo cuando el portacontenedores quedó atravesado en el tramo sur del canal, en el kilómetro 151, durante una tormenta de viento y arena que reducía la visibilidad.

"La tormenta de arena no estaba en nuestra mano", dijo Rabie, quien agregó que puede haber otros motivos como "un fallo técnico o humano pero no se puede determinar antes de las investigaciones" pertinentes.
Tampoco quiso adelantar nada sobre las posibles multas o indemnizaciones por lo sucedido, pero afirmó que el canal de Suez "no perderá clientes porque el incidente no fue intencional y no tiene que ver con el propio canal".