Oklahoma prohíbe el aborto a partir de las seis semanas en plena ola de protestas

Este movimiento se produce horas después de que el Supremo de Estados Unidos haya votado anular el histórico fallo de Roe versus Wade. En dicho veredicto, se recoge el derecho al aborto sin restricciones durante el primer trimestre del embarazo

04.05.2022 | 10:12
Varias mujeres se manifiestan a favor del derecho al aborto en Chicago, Illinois.

El gobernador republicano del estado de Oklahoma, Kevin Stitt, ha firmado este martes una ley para prohibir el aborto a partir de las seis semanas de gestación pocas horas después de la filtración de un borrador en el que el Tribunal Supremo anula el histórico fallo Roe versus Wade, que establece el derecho constitucional al aborto.

"Estoy orgulloso de firmar la ley SB1503, la Ley de Latidos del corazón de Oklahoma. Quiero que Oklahoma sea el estado más provida del país porque represento a los cuatro millones de habitantes que abrumadoramente quieren proteger a los no nacidos", ha declarado en su cuenta de Twitter.



El estado de Oklahoma dio el 6 de abril su aprobación final a un proyecto de ley que prohíbe casi de forma total el aborto, sin excepciones en caso de violación o incesto, por lo que aquellos que realicen este procedimiento se enfrentarán a multas y hasta a diez años de prisión.

La Cámara de Representantes de Oklahoma aprobó sin debates ni preguntas en la sala el proyecto de ley contra el aborto --que obtuvo 'luz verde' en el Senado el pasado año-- con 70 votos a favor y 14 en contra, según recogieron distintos medios estadounidenses.

Este movimiento se produce horas después de que el Tribunal Supremo de Estados Unidos haya votado en privado para anular el histórico fallo de Roe versus Wade, que reconoció por primera vez el derecho de las mujeres al aborto sin restricciones durante el primer trimestre del embarazo, un precedente legal que se lleva usando en el país desde 1973.

Manifestaciones en Nueva York contra la decisión del Supremo

Grupos de manifestantes se han reunido en las calles de Nueva York para protestar contra la votación secreta del Tribunal Supremo de Estados Unidos, filtrada por el portal de noticias Politico, en un primer borrador que anularía el histórico fallo que regula el derecho constitucional del aborto en el país.

La manifestación, que ha comenzado en Foley Square de Manhattan alrededor de las 5 horas (hora local) ha congregado a decenas de ciudadanos, incluida la fiscal general de Nueva York, Letitia James, que ha dado un discurso frente a la multitud, según ha recogido la agencia de noticias Bloomberg.



"Esta noche, los neoyorquinos se unieron para decir: Quitad vuestras prohibiciones fuera de nuestros cuerpos. No nos callaremos. Es nuestro cuerpo, nuestra elección, y vamos a luchar para proteger el derecho al aborto", ha escrito James en su perfil oficial de Twitter, adjuntando una fotografía del mítin.

Si bien las multitudes frente al edificio del Tribunal Supremo han sido pacíficas a primera hora de este martes, más tarde se han empezado a sumar cientos de personas, ocasionándos e roces entre manifestantes a favor y en contra del aborto, incluida la senadora Elisabeth Warren, quien ha pronunciado un feroz discurso en defensa del aborto.

"Estoy enojada porque un Tribunal Supremo extremista cree que puede imponer sus puntos de vista extremistas a todas las mujeres de este país y está equivocada. He visto el mundo donde el aborto es ilegal. No vamos a volver, ni ahora, ni nunca", ha sentenciado, tal y como ha recogido en su perfil de Twitter.



Las manifestaciones también han tenido lugar en otros puntos del país a lo largo de toda la jornada. En Filadelfia, cientos de manifestantes se han concentrado en el Ayuntamiento para protestar por la decisión, mientras que la misma escena se ha repetido en New Haven (Conneticut), en Kerry Park (Seattle), Austin, Los Ángeles o Florida, según han recogido los periódicos estadounidenses.
noticias de noticiasdenavarra